Tiroteo en zona de Quintas II con un herido de bala grave a plena luz del día

Un integrante de la conocida familia Chicahuala que reside en un plan habitacional de la zona de Quintas II del barrio Máximo Abásolo resultó gravemente herido de tres balazos tras un tiroteo suscitado en ese sector a plena luz del día, en proximidades de un establecimiento educativo y una Iglesia Evangélica.
Sindican a integrantes del grupo “Los motorola” como posibles autores del hecho, por el cual intervienen la Comisaría Séptima y la División Policial de Investigaciones.

Balacera a plena tarde y con muchos niños jugando en los alrededores

Ocurrió a eso de las 5 de la tarde en momentos que muchos menores jugaban por veredas y calles de tierra aprovechando las bondades climáticas, y de milagro ninguno de ellos fue víctima inocente del accionar de los vándalos.

La balacera se produjo a mitad de cuadra de la calle Código 647 y la víctima fue identificada como Marcelo Chicahuala, de 25 años, quien habría recibido un primer disparo en la espalda, otro en una pierna y el tercero en la zona de sus genitales, a juzgar por la gran cantidad de sangre que perdía en esa parte de su cuerpo.

Hasta el lugar arribó una ambulancia con personal médico y ante la gravedad de las lesiones debieron trasladarlo de urgencia al Hospital Regional en cuyo transcurso móviles policiales le fueron abriendo camino hasta llegar al nosocomio público y resolver su inmediato traslado al quirófano.

Te puede interesar
Secuestran automóvil en concesionaria clandestina del barrio Ceferino

Mientras tanto, la División Criminalística fue convocada al lugar del hecho y lograron detectar al menos 5 vainas servidas de un arma de fuego calibre 9 milímetros.

Según trascendió, la propia víctima en un momento de lucidez, habría alcanzado a decir que quienes lo atacaron a balazos son integrantes del grupo antagónico “Los motorola”, que estaría compuesto por integrantes de la familia Almonacid.

Mientras la víctima proseguía aún en el quirófano en las últimas horas de la tarde, ya la División Policial de Investigaciones y personal policial de la Seccional Séptima se encontraban abocados a identificar y eventualmente allanar y detener a los autores del ataque.

 

Comentar
- Publicidad -