“Necesitamos el respaldo de la comunidad hacia los dirigentes”

El fin de semana pasado volvieron muchas actividades deportivas en nuestra ciudad. Después de un paréntesis de 14 días en los que el Municipio determinó realizar un parate, la mayoría de las actividades federadas retornó a la competencia oficial. “Hubo buena respuesta, ojalá podamos seguir en este camino”, dijo el titular del Ente Comodoro Deportes, Hernán Martínez.

Después de la interrupción de los deportes federados, el retorno se vivió el fin de semana pasado. La realidad que se venía presentando con campos de juego con mucha asistencia, cambió sobremanera.

Hernán Martínez, máxima autoridad del deporte comodorense manifestó que es el camino a continuar. “Cuando determinamos que haya un parate en el deporte de la ciudad fue con fundamentos. Para explicar todo, nos reunirnos con las instituciones que estaban llevando adelante la competencia propiamente dicha. En algunos casos, el objetivo también pasó por ajustar algunas cosas que veíamos que no estaban del todo bien y que pedimos que se corrijan como para continuar de la mejor manera”.

El funcionario municipal agregó, “era, fundamentalmente, respetar lo que ya se había hablado en su momento, poco antes de largar las actividades. Hubo un inicio a conciencia, pero luego se notó una asistencia a los escenarios deportivos que no era la que se había pautado. Por eso, se solicitó que haya un control más específico sobre ese punto tan esencial que es el evitar que haya aglomeración de gente”.

Aunque las restricciones dan lugar a un deporte distinto, Martínez considera que se debe valorar el hecho de estar en movimiento. “Eso es lo que debemos atesorar. Por eso el pedido es expresamente hacia la comunidad para que haya un acompañamiento hacia la dirigencia deportiva. Al no asistir a un campo de juego se ayuda al dirigente deportivo a que no tenga que lidiar con la normativa. No debería ser necesario que haya confrontaciones con la misma gente de tu club o deporte por este tema. Son todos parte de algo unificado y no está bueno que haya discusiones que generen malestar en las dos partes.

La dirigencia continúa con charlas de concientización. “Esta semana tuvimos reuniones con la dirigencia de la Liga de Barrios y también con Costa Austral, buscando una concordancia para que se siga manteniendo la actividad los fines de semana. Charlamos sobre las cosas que están bien y modificar las que están mal. Encontramos una responsabilidad muy grande que, repito, estaría bueno que sea respaldada por la comunidad en general”.

Leer más  Desde el fin de semana estarán permitidos los amistosos
Leer más  Desde el Ente hubo apertura para los amistosos de equipos del Torneo Regional

“Es obvio que el papá de los chicos que juegan en inferiores, o hacen futsal infantil quieren ver a los nenes haciendo deportes. Pero en este tiempo necesitamos de esa comprensión general para seguir funcionando. Ví que en algunos casos se está usando el Facebook o el straming para pasar los partidos de diferentes deportes como para amoldarnos a una realidad distinta”, completó Hernán Martínez.

“Al finalizar cada semana se evaluará cómo sigue todo”

Al ser muy dinámico todo lo que tiene que ver con la pandemia y también sus consecuencias, Hernán Martínez señaló que los pasos a seguir serán los de ir analizando semana a semana.

“Es así, hay que estar siempre pendiente, primero, de la realidad sanitaria que nos toque en cada momento y también de la respuesta que va teniendo la gente involucrada con el deporte. Si se cumple lo que es necesario llevar a cabo, que no haya multitud en los escenarios deportivos, etc.”.

“Comodoro es una ciudad con mucho deporte. Muchísimo, y esto que nos toca vivir nos afecta muy fuerte. Por eso hay que buscar los mecanismos que nos ayude a estar lo más cercano a una cotidianeidad que está lejana, pero que con lo que se implementó, se puede hacer deporte y eso ya es una buena noticia”.

“La respuesta que vimos en este fin de semana que pasó fue muy buena. No hubo visualizaciones parecidas a las anteriores y eso nos pone muy bien, porque se va entendiendo que aún no hay normalidad. Que estamos muy lejos de aquello que vivíamos hace un año y medio es real, pero también me parece que hay que valorar que se avanzó bastante sobre lo que padecíamos hace siete u ocho meses atrás, cuando todo estaba paralizado”.