Tenía permiso para tenencia de un arma de fuego, pero no para su portación y se la secuestraron

El conductor de un automóvil Ford Focus intentó escabullirse de un control policial que en la madrugada de ayer realizaban efectivos policiales de la Comisaría Quinta, aunque finalmente fue perseguido, alcanzado e identificado. Lo acompañaban dos jóvenes mujeres que también fueron identificadas, pero lo que llamó la atención al personal policial es que debajo del asiento del conductor a simple viste se percataron de la presencia de un arma de fuego.

El hecho aconteció a eso de las 2 de la mañana de ayer cuando la policía realizaba control de personas y de vehículos en movimientos en un sector del barrio Isidro Quiroga.

Es así que visualizaron al Ford Focus dominio AA601EL en dirección a calle Angeleri y cuando se le acercaban, intenta darse a la fuga, por lo que deben solicitar la comparecencia de otro móvil policial que en este caso resultó ser de la División Policial de Investigaciones -DPI- que logra interceptarlo sobre la calle Mariano Rodríguez a la altura del 3.443.

De forma inmediata se procede a la identificación del conductor, resultando ser Julián Naves (31), quien según la información policial, demostraba mucho nerviosismo. La luz de una linterna hacia el habitáculo del vehículo permitió observar un arma de fuego que asomaba debajo del asiento del conductor.

A este se lo hizo descender junto a sus dos acompañantes María Sol (21, oriunda de Córdoba) y Nicol (21, de esta ciudad). El arma de fuego resultó ser una pistola calibre 9 milímetros marca “Tauro” con su respectivo cargador colocado. El conductor manifestó poseer la documentación en regla del arma y por tal motivo, la exhibe.

De todas maneras no contaba con la documentación pertinente que acreditara la portación legítima del arma de fuego y en consecuencia se procede a su demora. Por último, se hace mención que en la escena del lugar se hizo presente personal de Criminalística para secuencia fotografía y secuestro del arma de fuego, informó por último la policía.

Comentar
- Publicidad -