Trabajadoras de Casas Particulares piden aumento salarial por zona desfavorable

Desde SITRACAP informaron que están reuniendo firmas para elevar una nota al Ministerio de Trabajo de la Nación junto a varias provincias del sur para reclamar un incremento salarial en el ítem zona desfavorable.

Los últimos días, referentes del Sindicato de Trabajadoras de Casas Particulares (SITRACAP) de las provincias de Chubut, La Pampa y Ushuaia, se encuentran reuniendo firmas para elevar un petitorio al Ministerio de Trabajo de la Nación solicitando el incremento del ítem zona desfavorable.

Comodoro no fue la excepción y tanto en zona norte como zona sur se dispusieron puntos de encuentro para la junta de firmas para un reclamo por el que hace años vienen peleando el sector.

En diálogo con Crónica, Eliana Muñoz, secretaria General de SITRACAP en Comodoro, explicó que “pedimos un aumento del 7 por ciento de zona desfavorable a partir del mes de marzo, el 15 de febrero hay una reunión que está programada desde el año pasado, entonces queremos que se trate este tema, así como los pedidos que hace cuatro años estamos realizando, que sean incluidos en el recibo de sueldo, antigüedad, presentismo y viáticos” y añadió que “la próxima semana vamos a enviar la nota con las firmas en Buenos Aires con el pedido de 7 por ciento y también un 5 por ciento para junio, entonces quedaría en 35 por ciento total en marzo y 40 por ciento a partir de junio”.

Asimismo, la referente del sector, sostuvo que el incremento sumaría mucho dado que están cobrando un sueldo básico de 22 mil pesos, trabajando 8 horas diarias de lunes a viernes y con el incremento de zona el valor sería mayor.

“Pedimos presentismo, antigüedad y viáticos dentro del recibo a partir del 1 de marzo porque si bien la mayor parte de los empleadores pagan los pasajes en algunos casos no lo hacen entonces así sería una obligación” planteó Muñoz y añadió que se busca en otro de los puntos que la obra social OSPAC de las trabajadoras tenga sede en la ciudad ya que solo hay dos prestadoras que no dan abasto por la cantidad de afiliados con las que cuentan, “las obras sociales están saturadas entonces es necesario” concluyó.

Comentar
- Publicidad -