Alberto Fernández negó una estatización del sistema de salud y propuso a los empresarios buscar alternativas para compensar a las prepagas

El Presidente recibió a Claudio Belocopitt, luego de que el dueño de Swiss Medical criticara el supuesto plan para reformular el sistema sanitario. Las empresas del sector pedirán al jefe de Gabinete que se extiendan la ayuda económica como el ATP y la reducción de cargas previsionales.

“El Gobierno de ninguna manera está planteando una estatización del sistema de salud ni nada que se le parezca”. Se lo aseguró Alberto Fernández a Claudio Belocopitt, el dueño de Swiss Medical y presidente de la Unión Argentina de Entidades de Salud (UAS), en medio de las versiones sobre un plan que impulsaría el kirchnerismo para reformular el sistema sanitario, con el fin de que el Estado aumente su control y su presencia en el sector.

Ambos mantuvieron dos horas de reunión este martes en la Casa Rosada, luego de que el Presidente llamara al empresario por las explosivas declaraciones que había efectuado por la mañana, en las que criticó la suspensión del aumento del 7% en las cuotas de las empresas prepagas y advirtió sobre “la infinidad de fantasías que no tienen ninguna lógica, como la de crear un sistema único de salud para tener el poder completo”. “Si vos creás un sistema único de salud, no sólo lo vas a administrar, sino que además vas a disponer qué droga entra y cuál no y otras cuestiones más”, afirmó.

“De acuerdo con los rumores, todos los argentinos estarían dentro del mismo sistema de salud. Y eso es algo que no sería necesario implementar si la atención pública funcionara bien. Esto implicaría también avanzar sobre las obras sociales… Son todas versiones, pero lo cierto es que congelar las tarifas por debajo de los costos es absolutamente peligroso”, había concluido Belocopitt en una entrevista radial.

Los rumores sobre los cambios en la estructura sanitaria de la Argentina, que preocupan a los empresarios del sector y a los sindicalistas de la CGT, comenzaron a circular con insistencia desde que Cristina Kirchner señaló en un acto en La Plata, el 19 de diciembre, que “tenemos que ir a un sistema nacional integrado de salud entre lo público, lo privado y las obras sociales que optimice recursos”.

Belocopitt dijo a Infobae que, tras desmentirle que piense en estatizar el sistema de salud, Alberto Fernández le propuso que el Gobierno y las empresas de salud“trabajen en conjunto” para buscar alternativas que compensen el aumento suspendido de las cuotas: el encuentro podría concretarse este miércoles y sería piloteado por el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, mientras que por el sector empresarial irán el dueño de Swiss Medical y otros miembros de la UAS.

El empresario anticipó que en la reunión con Cafiero le plantearán que la Casa Rosada extienda los mecanismos de ayuda a las compañías de salud que finalizaron el 31 de diciembre, como el programa Asistencia de Emergencia al Trabajo y la Producción (ATP), que tenía un impacto muy importante entre los prestadores: por ejemplo, en las clínicas y sanatorios más importantes, que pagan sueldos altos, el auxilio estatal cubría un cuarto del salario de los trabajadores, mientras que en los establecimientos medianos y chicos oscilaba entre el 40 y el 50%.

Leer más  Elecciones 2019: Macri y Vidal se reunirán para definir la estrategia oficial
Leer más  Elecciones 2019: Macri y Vidal se reunirán para definir la estrategia oficial

También pedirán que continúen los beneficios del decreto 300, cuyos alcances finalizaron a fin de año, que disponía que los empleadores del área de la salud tendrían una reducción del 95% en la alícuota que se destinaba al Sistema Integrado Previsional Argentino (SIPA) respecto de los profesionales, auxiliares y técnicos del sector.

“La reunión con el Presidente fue buena. Ante la preocupación que se generó por el cambio de la resolución (sobre el aumento suspendido a las prepagas) y por esta batería de rumores sobre la modificación del sistema de salud, fue muy claro en decirme que estaban muy lejos de él esas versiones que circulaban y aseguró que de ninguna manera se estaba planteando una estatización ni nada que se le parezca”, puntualizó el empresario.

Fernández no confirmó si ese supuesto plan sale del Instituto Patria, pero, según Belocopitt, admitió que el sistema de salud en la Argentina “tiene muchas bondades” y consideró que “requiere cambios de forma, pero no de fondo”.

El empresario manifestó que no le preocupa que el Gobierno eventualmente quiera tener un mayor control sobre la medicina privada para que haya más transparencia, así como sucede en el mercado asegurador. “Para nosotros no es un inconveniente. Las empresas hacemos las cosas bien y está todo transparentado”, destacó.

“Tambien le dejé muy en claro que cuando se producen aumentos de costos en la medicina, originados en la inflación o en mayores coberturas, la única manera de equilibrar el sistema de salud es con recursos, no hay otra. El Presidente dijo que él sabe que es así”, añadió Belocopitt.

En cuanto al porqué de la marcha atrás del aumento en las cuotas de las prepagas, el jefe del Estado le explicó al empresario que le preocupó mucho el impacto en el bolsillo de la gente, pero, fundamentalmente, en las expectativas inflacionarias que podía haber generado, aunque le aclaró que se trataba de una “suspensión” del reajuste.

Allí fue cuando Alberto Fernández le propuso “trabajar en las próximas horas para buscar mecanismos dirigidos a que el impacto sea más equilibrado” y no quiso confirmar si restablecerá el decreto que fijó el aumento.

Belocopitt y los directivos de la UAS, que agrupa a las empresas de salud del sector privado, mantendrán este miércoles un Zoom para analizar la situación y terminar de definir la posición que llevarán al encuentro con Cafiero. Fuente: Infobae.