Huelga de hambre en la Alcaidía

Luego de una serie de reclamos que se mantenía entre los detenidos en la Alcaidía, en reclamo por lograr la visita de sus hijos menores de edad y que se reactiven las salidas transitorias que tenían algunos de los reos y que, por la pandemia, se vieron suspendidas transitoriamente y sin fechas, ayer se inició una huelga de hambre que, aseguran, sostendrán por tiempo indeterminado.

Puntualmente, el reclamo apunta a restablecer las visitas que fueron restringidas debido a la crisis sanitaria por el coronavirus que limitó muchas de las actividades en general y, en el caso de detenidos, las “libertades” que mantenían pese a su condición de privados de la libertad, entre ellas las visitas periódicas de sus hijos menores de edad y de más de un familiar.

En la actualidad y por las limitaciones preventivas ante la pandemia, no se les permite recibir la visita de niños ni tampoco la de personas mayores de 64 años, mientras que las visitas permitidas por el momento, se limita a un solo familiar una hora por semana y a través de un vidrio.

Otro de los reclamos es por la reactivación de las salidas transitorias que mantenían algunos reos y de recuperar el sistema de semilibertad, períodos de tiempo en que algunos de los detenidos hacían trabajos remunerados.

Con este reclamo y en esta situación “de fuerza”, los detenidos de la Alcaidía pretenden visualizar esa situación familiar y de salidas, esperando ser atendidos judicialmente y con respuestas positivas; mientras tanto y desde ayer, los detenidos se encuentran en huelga de hambre por tiempo indeterminado.

Comentar
- Publicidad -