Se desconocen todavía las exigencias comodorenses para convertirse en ciudad receptora de turismo

A un mes de la Nochebuena y Navidad, en el marco de días especiales que comienzan un par de días antes y se extiende hasta el fin de año o Reyes, desde el jueves pasado comenzó la “fase 1” de los tres períodos definidos para el turismo, con una serie de situaciones muy diferentes en cuanto a exigencias al visitante -que tienen que ver con el Covid-19 y/o a los posibles contagios- de acuerdo a las decisiones adoptadas por los municipios de cada “burbuja de circulación”.

Ante estos recaudos que han tomado determinados municipios, se sigue sin un agenda de directivas claras respecto a convertir a Comodoro en ciudad receptora dentro de la comarca Senguer-Golfo San Jorge, al menos en cuanto a exigencias para el eventual visitante por lo que se estima, esta ciudad se abriría a toda persona que desee ingresar con un protocolo indefinido, confiando en la responsabilidad social de cada visitante.

Si bien y dentro de la comarca, ciudades como Camarones, Sarmiento o Alto Río Senguer han priorizado la “salud interna” de cada localidad y rechazado la apertura dispuesta desde provincia, la decisión que ha hecho pública cada intendente, se aleja bastante de la decisión adoptada en la provincia de Río Negro donde, la apertura del turismo proveniente de cualquier lugar del país -desde el próximo 4 de diciembre-, se encuentra en el límite de un cuidado extremo y muy cercano a la discriminación de determinados grupos de personas.

En la vecina provincia patagónica se ha confirmado, a través de sus propias autoridades, que para ingresar a la provincia de Río Negro “se deberá firmar una declaración jurada que acredite el estado de salud” del eventual visitante, situación lógica teniendo en cuenta las consecuencias del coronavirus, pero la decisión avanza hacia determinados grupos de personas con comorbilidades que han despertado duras críticas hacia la determinación provincial.

Respecto a esa apertura de fronteras, un comunicado oficial señala que en principio se debe descargar una App de circulación por la provincia, se deben completar los datos personales y/o del grupo del viaje; el motivo del viaje (turismo) y el lugar de procedencia y el destino, destacando luego que “no podrán hacer turismo en Río Negro, las personas con diabetes, con obesidad, problemas respiratorios y cardíacos, con insuficiencia renal, ni pacientes oncológicos y trasplantados”, restricción que puntualmente agrega que la prohibición alcanza además “a toda persona con certificado de discapacidad”.

Comentar
- Publicidad -