El viernes se define si se impugna la sentencia del “Oso” Jaramillo

Desde la defensa solicitaron la absolución o reducción de la pena de Daniel Jaramillo, condenado a 10 años y 8 meses de prisión por el crimen de José Luis Martínez y este viernes el tribunal dará a conocer si hace lugar a la impugnación.

El miércoles por la mañana se concretó, por solicitud de la defensa, la audiencia de impugnación de sentencia en relación al homicidio de José Luis Martínez, acontecido el pasado 12 de agosto de 2012, que tiene como responsable a Daniel “Oso” Jaramillo.

El tribunal de impugnación estuvo integrado por los jueces de Cámara Guillermo Müller, Daniel Pintos y Martín Montenovo; por el Ministerio Público Fiscal se hizo presente Adrián Cabral, fiscal general; en tanto que la defensa de Jaramillo (en forma remota desde la Alcaldía de Trelew) fue ejercida por María de los Ángeles Garro, defensora pública. Asimismo se hizo presente en la sala la esposa de la víctima.

En el mes de agosto del corriente año, Jaramillo fue declarado en primera instancia penalmente responsable, por unanimidad, del delito de “homicidio simple” en calidad de “autor”; y condenado a la pena de 10 años y 8 meses de prisión.

De manera que en la audiencia, la defensora impugnó el fallo de primera instancia argumentando sobre la autoría del hecho y la pena impuesta. Respecto de la autoría dijo que se construyó en base a declaraciones testimoniales de personas que se encontraban dentro de un boliche bailable. El tribunal ha realizado un análisis parcializado de la prueba testimonial sobre la autoría de su asistido. No se encuentra dada la certeza que este estado procesal requiere. Concluyendo que “no tienen contundencia la declaración de testigos ya que sus declaraciones fueron contradictorias”. Destacando el principio “in dubio pro reo”, es decir que la duda beneficia al imputado, por lo cual requirió su absolución. En cuanto a la pena, solicitó el mínimo establecida para el delito, 8 años, en base a los principios de humanidad, proporcionalidad y resocialización.

Te puede interesar
El Municipio repavimentará la calle San Martin, en una renovación del casco céntrico “como nunca antes se había hecho”

En contraposición el fiscal ratificó el escrito de contestación a la impugnación presentada por la defensa, en el cual se le responden a todos sus agravios. Requiriendo al tribunal de Cámara se rechace dicha impugnación confirme en todos sus términos la resolución del tribunal de primer grado, la condena a 10 años y 8 meses de prisión de Jaramillo.
Finalmente el tribunal pasó a deliberar y el próximo viernes 13, a las 12 horas dará a conocer el fallo y los motivos sintéticos de la decisión.

El homicidio de José Luis Martínez

El 12 de agosto de 2012, siendo las 6 horas, José Luis Martínez circulaba a bordo de su vehículo Renault 19 junto a su hijo Gustavo Martínez, quien se encontraba sentado en el asiento delantero del acompañante, y tres testigos amigos de este último, sentados en la parte de atrás, cuando fueron interceptados sobre avenida Rivadavia en su intersección con Los Robles por otro vehículo marca Toyota, modelo Corolla, de color blanco, rodado desde el cual el conductor, Daniel Jaramillo, efectuó al menos un disparo con un arma de fuego, calibre 9 mm., provocándole lesiones a Gabriel Martínez en la zona abdominal, y la rotura del vidrio del acompañante del rodado.

Ante esta circunstancia Martínez siguió al conductor del rodado por avenida Rivadavia hasta pasar calle Martín Fierro y colisionarlo en su parte trasera, provocando de este modo que el Toyota perdiera su paragolpes trasero, el cual quedó tirado en la calle, y Jaramillo el control del rodado, frenando a la altura 2.900, como así también Martínez, quien perdió el control del rodado R-19 e impactó contra una palma de luz a la altura 3.119, quedando detenidos en el lugar.

Te puede interesar
Detectaron 18 alcoholemias positivas durante el fin de semana

Inmediatamente, Martínez descendió del rodado y se dirigió hacia atrás, lugar donde se encontraba el rodado Toyota conducido por Jaramillo, quien desde el interior del auto y con claras intenciones de dar muerte efectuó un disparo de arma de fuego contra la humanidad del restante, el cual ingresó en la región del tórax (parte izquierda) lesionando arteria aorta y salió en la región lumbar derecha, de adelante hacia atrás y de arriba hacia abajo, provocando el deceso del nombrado minutos más tarde en el Hospital Regional por paro cardiorrespiratorio traumático provocado por un shock hemorrágico, debido a la lesión de la aorta provocada por paso de proyectil de arma de fuego. Fuente: MPF oficina Comodoro Rivadavia.

 

Comentar
- Publicidad -