Independiente y Colón igualaron en un partido de emociones sobre el final

El arquero Sebastián Sosa, que atajó un penal en tiempo adicional.

Buenos Aires, (NA).- Independiente igualó ayer 1 a 1 con Colón de Santa Fe en el estadio “Libertadores de América”, en un partido que tuvo las principales emociones sobre el final, con el empate del “Rojo” y un penal que el arquero Sebastián Sosa le atajó a Emanuel Olivera en tiempo adicional.

El elenco visitante se puso en ventaja a los 13 minutos con un tanto del delantero colombiano Wilson Morelo, quien empujó la pelota hacia la red tras una serie de rebotes, luego de un tiro de esquina ejecutado por Tomás Chancalay que casi finaliza en gol olímpico.

Sin embargo, sobre el final del cotejo, el lateral izquierdo Lucas Rodríguez apareció en el área y decretó el empate con un cabezazo que dejó sin reacción al arquero Leonardo Burián y se coló al lado del palo izquierdo.

Para Colón, en tanto, quedaba una situación más: el árbitro Silvio Trucco sancionó un penal a los 50 minutos del complemento por una mano en el área, pero el uruguayo Sosa se impuso en el duelo ante Olivera con una tapada que significó la paridad definitiva en el marcador. Con este resultado, el “Rojo” y el “Sabalero” comparten la cima de la Zona 2 con cuatro puntos.

Pocas fueron las ocasiones de gol en una discreta primera parte que premió a Colón con el 1 a 0 en una jugada aislada que supo capitalizar Morelo, pero las emociones estaban reservadas para el cierre del encuentro.

Te puede interesar
Talleres de Córdoba visita a Newell´s

Cuando parecía que el conjunto santafesino se iba a casa con su segunda victoria en el certamen, Lucas Rodríguez sorprendió a todos y anotó el empate ante un desconcertado Burián, que se quedó parado mientras el balón se dirigía a la red.

No obstante, en el mejor momento de los dirigidos por Lucas Pusineri, que iban en busca del agónico triunfo, Trucco cobró penal por una mano en el área, en el quinto minuto adicionado, pero Sebastián Sosa contuvo el disparo de Olivera y se transformó en la figura de un cotejo al que le sobraron varios tramos del juego.

Comentar
- Publicidad -