Cabrera: “Este sector lleva más de 250 días sin actividad”

Tal como sucede en otros puntos del país trabajadores de eventos quieren funcionar bajo modalidad de restaurantes y confiterías para afrontar la crisis que trajo aparejada la pandemia, a más de 250 días sin actividad. Ayer se movilizaron para pedir por esta alternativa.
El día de ayer trabajadores de eventos se convocaron en la plaza San Martín y se movilizaron por el centro de la ciudad entregando petitorios en el Municipio y Concejo Deliberante y, tal como adelantaba Crónica ayer, solicitaron la posibilidad de retomar la actividad bajo la modalidad de restaurantes y confiterías, realizando almuerzos, meriendas y cenas contando con un protocolo para esos casos.

“Después de seis meses decidimos movilizarnos para poder ser visibles para las autoridades, este sector lleva 250 días sin actividad y lamentablemente las empresas están al borde de la quiebra, hay muchos salones de eventos que han cerrado y muchos colegas que han cambiado de rubro o actividad” señaló Juan José Cabrera, de Viejo Bodegón y continuó: “Esto va a causar un daño muy grande a corto plazo porque no estamos pudiendo cumplir con los contratos de los clientes y no estamos teniendo la capacidad en el 90 por ciento de la devolución del dinero de seña”.

De esta forma, comentó que “hace dos meses veníamos presentando notas pidiendo la apertura parcial en una modalidad distinta. No estamos pidiendo eventos sino habilitar los salones para realizar cenas, almuerzos, té, bajo la misma modalidad y protocolo que utilizan en confiterías, restaurantes y bares de la ciudad”.

Así sostuvo que en otras provincias del país como Misiones, Corrientes, Córdoba, La Pampa, Santa Fe y a nivel provincial en Esquel lo están haciendo. “Esto sería un paliativo, generar algo de movimiento para el sector para salir adelante hasta que se habilite la realización de eventos.

Sabemos que funciona y en la ciudad no se están generando cadenas de contagio, entonces es conveniente, oportuno y viable” resaltó al tiempo que afirmó que el sector abarca quince rubros, trabajando de manera directa 300 emprendedores y PyMes e indirectamente unas 3.500 familias.

Reprogramar

Por su parte Guillermo Moyano, de Gamo Rent Video Producciones, sobre el panorama señaló que “muchos han podido reinventarse y otros no lamentablemente, la gente de catering por ejemplo hoy está haciendo viandas y comidas pero otros rubros no pudieron hacerlo y son los que peor la están pasando” y añadió que “mi rubro, filmaciones, es uno de los menos golpeados porque hay trabajo en prensa y otros pero no es lo mismo porque en mi caso por ejemplo los eventos eran un 80 por ciento de mis ingresos. Agradezco poder mantenerme activo pero no es el caso de todos”.

De igual forma, expuso que “se veía en general un año bueno con muchas fiestas y en noviembre y diciembre es cuando más se trabaja pero lamentablemente estamos parados hace más de 200 días. Hay muchos eventos que se están reprogramando, la gran mayoría, y si el año que viene se puede hacer eventos se va a juntar 2020 y 2021; ojalá llegue la vacuna para poder trabajar”.

Comentar
- Publicidad -