Insultó, persiguió y golpeó a un policía que iba a su trabajo y terminó preso

Un irascible individuo de 33 años se encontró con un cabo de policía que, caminando y por un tramo de escasa luminosidad, se dirigía a trabajar a la Comisaría Quinta. Esto ocurría a eso de las 21:30 del miércoles sobre un solitario y oscuro tramo de la calle 478 y frente al campo deportivo del club Camioneros del sector Fracción 14.

El cabo Carlos Barrios contaría a sus camaradas de Seccional Sexta que se encontraba caminando tranquilamente en dirección a la Seccional Quinta cuando de pronto se le aparece un individuo -posteriormente identificado como Marcos Gabriel Mayo (33), empleado municipal y con dirección en Fracción 15- que empezó a insultarlo por su condición de policía y a provocarlo invitándole a pelear.

El cabo Barrios no contestó a las provocaciones y siguió caminando, pero el individuo en cuestión empezó a seguirlo y siempre insultando e invitándolo a pelear. En un momento dado el empleado policial se dio vuelta para encarar o pedir explicaciones a su perseguidor, pero recibió como respuesta una furibunda trompada que dio lugar a la reacción del cabo para empezar a forcejear a la par que se comunicaba con sus pares compañeros de trabajo para que mandaran un móvil al lugar. Y así fue.

Cuando el móvil policial arribó ya el sujeto en cuestión estaba reducido y fue inmediatamente detenido e imputado por “atentado, resistencia y lesiones a la autoridad” con debida notificación a las autoridades judiciales como Fiscalía y Oficina Judicial.

Comentar
- Publicidad -