Estuvo más de 12 horas en un domicilio con un fallecido por Covid porque no había médico para realizar el acta de defunción

La cuidadora era la única en el interior de la vivienda y tuvo que permanecer allí hasta que se dio una solución, y se le indicó los pasos a seguir al ser contacto estrecho del hombre.

Si bien autoridades de salud tenían que rubricar el acta de defunción para poder trasladar el cuerpo, por más de 12 horas nadie se acercó al lugar y la cuidadora del hombre de 66 años fallecido tuvo que permanecer a la espera de soluciones.

Ayer alrededor de las 8 de la mañana un hombre se comunicó con personal policial de Seccional Segunda indicando que su vecino de 66 años se encontraba sin vida, de manera que raudamente un móvil se acercó al pasaje 663 al 1.300 del barrio Pietrobelli donde había ocurrido el hecho, y tras entrevistarse con la cuidadora del fallecido le indicó que el mismo era positivo para Covid-19.

Así las cosas, los efectivos se apostaron en el exterior a la espera de la extensión del acta de defunción para que pudieran hacerse los trámites de retiro y traslado del cuerpo bajo el protocolo correspondiente.

Sin embargo, lo que debería haber sido una labor rutinaria y enmarcada en las directivas vigentes terminó tornándose en una situación compleja dado que desde el área de salud pública y privada no concurrió nadie al lugar ante la falta de médico que pudiera extender el mismo y hacerse cargo de la situación, de manera que la espera se extendió por más de 12 horas para poder llevar adelante el acta funeraria.

Y es que, en el caso del sector público carecen en la actualidad de médicos para asistencia en este tipo de acontecimientos contando solamente con uno en el servicio mientras que desde el sector privado se negaron a asistir, de acuerdo con lo relatado a este medio.

Mientras tanto, los uniformados intervinientes en conjunto con personal de Criminalística realizaron una inspección en el exterior del domicilio y utilizando las medidas de protección correspondientes se llevó adelante el ingreso logrando constatar que el hombre estaba recostado en su cama sin signo de violencia alguno.

En tanto, se tomaron datos de la cuidadora quien era la única en el interior de la vivienda quien tuvo que permanecer allí hasta que se dio una solución, y se le indicó los pasos a seguir al ser contacto estrecho del hombre, en medio de un angustiante clima al tener que estar en el mismo lugar con una persona sin vida.

La novedad fue informada al funcionario de fiscalía Cristian Olazábal quien dispuso que se levantara la consigna y retiraran del lugar al personal policial dado que no quedaban más diligencias por hacer y correspondía a Salud atender el caso y determinar el traslado del fallecido, pese a que según indicaron fuentes, se negaron al conocer que era un caso covid positivo; pero no deja de ser una situación extremadamente grave en la que no solo no se brindó la intervención correspondiente al fallecido en el momento sino que también se dejó a una mujer en el lugar desprotegida y desamparada sin respuesta alguna.

Comentar
- Publicidad -