El Regional, un deseo con incertidumbres

El Regional, un deseo con incertidumbres
El próximo 7 de septiembre se conocerá la decisión final sobre lo que pasará con el Torneo Regional Federal Amateur 2020.

Las versiones que indican la potencial suspensión del Torneo Regional Federal se expandieron por todo el país y corporizó una posibilidad concreta de un traspaso para el año que viene, la competencia oficial del certamen. Aún así surgen alternativas para que el año no se considere perdido. Hay clubes y Ligas que accionan desde sus lugares para tratar de jugar antes de fin de año.

Ayer, los tres clubes de nuestra ciudad que están habilitados para continuar en el torneo, Jorge Newbery, Huracán y C.A.I., firmaron una nota que fue girada al Consejo Federal haciendo saber la posición de querer jugar ante una posible continuidad.

La mediatización ejercida desde los portales que difunden las novedades del Consejo Federal, instauraron como que son muchos los clubes que quieren una postergación para el 2021. Ante la respuesta de otra cantidad de entidades sobre lo contrario, desestabiliza bastante la versión de ese deseo de suspensión, que no se corporiza en instituciones reales.

La inviabilidad de los equipos para viajar a las diferentes ciudades, el costo de los testeos, la imposibilidad de contar con la asistencia de público y la infraestructura insuficiente, aparecen como algunos de los motivos de mayor peso para poder competir con cierta normalidad.

El movimiento interprovincial que requiere el certamen, es una llave que no se puede calcar para trasponer los límites que, usualmente, recorrieron los Torneos Federales desde su creación.

Ese inconveniente es el que más peso tiene en el marco de esta pandemia por el COVID-19. Más allá de cualquier intención, si existe una negativa gubernamental que impida el ingreso a una determinada provincia, será imposible sobrepasarla.

A esa ausencia en la libertad de movimientos, se le agregan otras razones de mucho peso específico como el caso de entender el contexto en el que se harán los testeos requeridos en el protocolo, su costo y de qué manera se tiene que afrontar esa erogación de dinero para los hisopados.

También existe preocupación desde lo económico porque no habrá asistencia de público y también aparece como una piedra contundente la infraestructura de muchos clubes a la hora de implementar los cambios que se necesitan en materia de bioseguridad.

Aún así y con todos estos motivos como mochila, se generó una versión que podría tomar fuerza. Agrupar a los clubes que quieran proseguir y reunirlos en determinadas ciudades, implementando el sistema de “Burbujas” que ya experimentaron otros deportes.

Todo es cambiante y diverso. Lo que hace dos días era casi una confirmación, ahora aparece como una opción válida pero no definitiva. El próximo 7 de septiembre se conocerá la decisión final sobre lo que pasará con el Torneo Regional Federal Amateur 2020.

Comentar
- Publicidad -