“La sensibilidad que aporta el arte en la infancia, se ve reflejado en la vida adulta”

“La sensibilidad que aporta el arte en la infancia, se ve reflejado en la vida adulta”

Las creativas profes Laura English y Sol Baztán Cerruti comparten escuela, incentivando imaginación e inventiva en los niños. Manifiestan que el arte es amplio, tiene muchos lenguajes y que, la mejor oportunidad, es abordarlo desde la infancia. “Cuando somos peques absorbemos todo de forma lúdica, jugando”, confiesan sobre este mundo de límites inabarcables, que moldea la personalidad. Sus personajes son Colombina y Caracol.

(Por Marcelo Melo) “Sí: todos los niños y niñas tienen vocación natural para el arte. Lo primero que hacemos con nuestras manos, de hecho, no es escribir, sino dibujar. Esos primeros grafismos se convierten en una de las primeras maneras de comunicar emociones y sentires. Dibujamos distintos temas, depende de cómo nos sentimos. Y es algo valioso, que conviene incentivar para no perder”, comienzan contando las profes.

Ellas son Laura English y Sol Baztán, que se dedican a incentivar arte y creatividad en los pequeños, en los niños, cuasi nacidos naturalmente para profesarlo y ejercerlo.

 

-¿Cómo están llevando adelante sus talleres en medio de la pandemia?

-Sol: Con Laura trabajamos juntas dede hace siete años en distintos espacios de educación artística, en el ámbito estatal y también en Taller Caracol, antes de que yo abriera Colombina & Pierrot. A partir del Aislamiento Social Preventivo y Obligatorio (ASPO) por la pandemia de COVID nos quedamos, como todas las personas, pensando de golpe en cómo hacer para continuar con nuestras actividades. A los niños y niñas les afectó mucho el tener que participar desde sus casas en las clases escolares. Era una dinámica desconocida y realmente algo que padeció la familia en su totalidad, porque tienen que disponer de conectividad y dispositivos, además de estar pendientes de las tareas y ayudar a que las puedan realizar.

 

-Entonces ¿a qué recurrieron?

-Sol: En mi caso ya había comenzado a dar clases en el taller. Fueron dos semanas y se cortó de golpe.

Entonces, empecé a mandar enlaces de videos cortos, con actividades relacionadas al arte, que ellos pudieran realizar con los elementos que tuvieran a mano en casa: papel, lápiz, cosas muy simples. Pero enseguida entendí que lo mejor era acercarme. No es lo mismo mandar un link o subir un video, en el que te habla directamente tu seño de arte.

Fue ahí, que la invité a participar a Laura English, que no había podido empezar sus talleres, para que nos uniésemos en esta nueva dinámica.

Y así nació el taller de arte virtual “Colombina y Caracol”.

Lo que ideamos fue acercarles clases realizadas por nosotras, editadas en videos cortos, con la historia de algún artista y sugerirles una actividad con ese estilo. Pero después, empezamos a sumar contenido público, breve, a nuestras redes.

Y ahora tenemos todo elevado y manifestado en el canal de You- Tube. La intención es que llegue a la mayor cantidad de gente posible, a cualquiera que le interese y se pueda beneficiar con ese contenido.

“La sensibilidad que aporta el arte en la infancia, se ve reflejado en la vida adulta”

-De repente algo que era para la intimidad de la Escuela de Arte, para sus alumnos, se abrió a toda la sociedad comodorense y de cualquier lugar del planeta.

-Laura: Sí, es que lo que sucedió. Es que tuvimos que concretar esto por una necesidad económica, pero al mismo tiempo, por el compromiso que teníamos con las personas que ya asistían al taller. Rápidamente se convirtió en un incentivo para generar contenidos, que pueda acercarse a toda la comunidad. No nos quedó otra. Y el acercamiento tuvo que ser de forma virtual.

Este tiempo de ASPO, para nosotras fue muy beneficioso: en el sentido en que nos vimos obligadas a aprender a editar videos, experimentar con la pantalla verde, y mil cosas más, nos encantó.

De hecho, hacemos videos cortos, para que se puedan ver en Instagram o en las historias. Y de mayor duración, para quienes usan Facebook o YouTube. Hubo que acoplarse a estas formas, y la idea nunca fue que representara otra actividad más, otro compromiso de “cumplir con la tarea de arte”, sino que pudieran disponer del contenido, para cuando tuvieran ganas de hacerlo.

Ver la clase, pararla, buscar materiales, divertirse cuando hubiera ganas.

 

-¿Aconsejan que involucrar a los niños en el arte es una muy buena idea?

-Laura: El arte siempre es aconsejable, aunque se piense que no es para todo el mundo o que haya gente que se crea “sin talento”. El arte es amplio, tiene muchos lenguajes, la música, teatro, danza, pintura, escultura, literatura… y la mejor oportunidad es abordarlo desde la infancia. Cuando somos peques absorbemos todo de forma lúdica, jugando… y la sensibilidad que aporta el acercamiento al arte en la infancia, se ve reflejado en nuestra vida adulta. Por esto, también creemos en la importancia de acercar este tipo de contenidos artísticos a padres y madres que no lo tienen al alcance, compartiéndolo en redes como Facebook, Instagram.

 

-¿Y Comodoro como está en relación a estas actividades?

-Sol: En la ciudad tenemos muchos espacios de arte. Desde el campo estatal está el hermoso Centro de Expresión Infantil, de la Escuela de arte, en el cual trabajamos y que existe hace ya más de 50 años.

También, están los talleres del Centro Cultural, y una infinidad de talleres de arte autogestivos, que afortunadamente se suman a la grilla cultural. Pero ahora estamos como en un impasse, por la cuarentena, por la pandemia de Coronavirus.

¡Y la necesidad de actividad artística no para! Por eso hay que encontrar distintas maneras para poder seguir creando desde casa.

“La sensibilidad que aporta el arte en la infancia, se ve reflejado en la vida adulta”

Redes:

Instagram: colombinaycaracol, lauraenglishok, solbaztan

Facebook: Taller de arte virtual Colombina y Caracol

YouTube: Taller de arte virtual Colombina y Caracol

 

Bios x 2: Colombina y Caracol: Sol Baztán Cerruti es Colombina, protagonista estrella de su taller de arte. Empezó a jugar con los lenguajes artísticos en las aulas del viejo galpón de la Escuela de Arte, en los talleres del Centro de expresión infantil, para asistir luego a la misma escuela en el secundario. “Posteriormente estudié Diseño Escenográfico Teatral en la Universidad Nacional de Cuyo, en Mendoza. Trabajé diseñando eventos. Viví unos años en España y volví a Comodoro en 2013, año en el que entré como profe de Arte al Centro de Expresión Infantil que va por su séptimo año”.

Laura English es Caracol. Nació en Comodoro en 1982. Vivió en Caleta Olivia y en Mendoza, unos pocos años de su infancia; y durante diez en Capital Federal, al finalizar el secundario en la Escuela de Arte de Comodoro. “Allí fue donde inicié mi camino en la música y las artes visuales, y mis estudios. Desde 2010 llevo adelante Taller de Arte Caracol, mi espacio autogestivo. Soy profesora en Artes Visuales, cantautora y, a veces, actriz-payasa”.

Comentar
- Publicidad -