Salvataje de un perro que cayó al mar

Salvataje de un perro que cayó al mar

Ocurrió al filo de las 17 y la hazaña recibió aplausos por parte de decenas de personas. Entre esas personas que en la fría pero soleada tarde de ayer a esa hora trotaban, hacían gimnasia o simplemente caminaban por el paseo costero, se encontraban quienes llamaron a Policía, Bomberos y hasta Prefectura y minutos antes miraban al mar. Lo hacía preocupados por la suerte de un perrito negro de patas, cola y pecho blanco que intentaba infructuosamente nadar hacia alguna orilla del paredón situado entre el gimnasio “Socios Fundadores” y la parte trasera del colegio Perito Moreno.

El intento parecía en vano con esa pleamar que lo alejaba aun más mar adentro y, en una de las orillas, dos muchachos intentando llamarlo para que se dirija hacia un determinado lugar, aunque su suerte parecía echada ya que ninguna autoridad de rescate aparecía. Pero ese “ángel salvador” apareció acompañado de un niño a quien, antes de arrojarse a nadar, le rogó que no se moviera de la orilla y Dante, con sus 3 o 4 años, así lo hizo.

Salvataje de un perro que cayó al mar

La cuestión es que el hombre se lanzó decidido hasta llegar adonde se encontraba el perro que se dejó gustoso y agotado agarrar del lomo donde lo llevaron a tierra firme.

Entre quienes lo agarraron en la orilla estaba Paola y su hija pequeña, quienes se suponía que eran las dueñas de la mascota que portaba un pequeño collar, pero no. Lo cargaron en andas y buscaron al dueño entre las decenas de personas que, vale aclararlo, respetaban esos dos metros de distanciamiento que ordenan las autoridades sanitarias.

El “ángel salvador” empapado y feliz con su hijo Dante al costado, ante la consulta de este diario, dijo ser el Dr. Juan Ignacio Oscke, uno de los secretarios del Juzgado Federal de primera instancia que se encontraba cercano al lugar. “Mejor me voy a cambiar de ropa, el agua estaba terriblemente fría, pobre perrito…” se le escuchó decir a Juan Ignacio mientras se alejaba con Dante.

Salvataje de un perro que cayó al mar

Salvataje de un perro que cayó al mar

A la veterinaria donde quedó internado, pero…

Al no aparecer el dueño tanto Paula -residente de Rada Tilly- como otros chicos decidieron llevar de urgencia al can salvado a una veterinaria. “No sabíamos qué hacer, pero conocí circunstancialmente a Florencia y Nehuen y lo llevamos a una veterinaria situada sobre calle Alem 888. Lo llevamos de corazón porque vimos en las condiciones que estaba, pero quedó internado y con suero por la hipotermia de haber estado tanto tiempo en el agua, quedará internado hasta las 9 de la mañana de hoy” relataría más tarde Paula, cuya causa humanitaria le llevó más tiempo de lo que esperaba.

Salvataje de un perro que cayó al mar

Resulta que Florencia y Nehuén se quieren hacer cargo de no aparecer el o los dueños de la mascota, pero el servicio en la veterinaria oscila en los 3.500 pesos, dinero que no tienen, por eso apelan a la solidaridad de la gente que pueda ayudarlos: Sus contactos son: +54 9 2974526342 (Florencia) o 155375261 (Nehuén). Resta saber si aparecerá el amo del perro sin nombre.

Salvataje de un perro que cayó al mar

 

La secuencia:

Comentar
- Publicidad -