Santana: “No tengo problemas con pelear con Maizares”

Santana está dispuesto a cualquier desafío.

En diálogo con el boxeador profesional comodorense Carlos Santana, anticipó que por el momento está trabajando en la municipalidad local, pero como no le alcanza está haciendo changas de albañilería y carpintería. Y si bien no está entrenando porque los gimnasios están cerrados, no tiene problemas en enfrentar al salteño radicado en Comodoro, Rodrigo Maizares.

A Carlos Santana la pandemia igual le jugó una mala pasada, porque justo estaba programa para disputar el pasado 3 de abril una pelea notable con el boxeador puntano, el superligero Leonardo Fabio Amitrano (16-5-0; 6KO).

El Covid-19 no permitió que eso ocurriera, los gimnasios quedaron cerrados, inactividad total, la pandemia que comenzaba en su desarrollo y el estado de cuarentena obligó a un parate a Carlos Armando Santana (16-3-0; 3KO).

“Tengo mi señora y dos hijos que mantener”

En el ambiente es más conocido por Carlitos, hace ya bastante tiempo que se unió en pareja, y con 25 años, tiene dos hijos pequeños y da todo su esfuerzo por salir adelante.

Se pone contento y sonríe como siempre, ante la comunicación de Crónica para hacerle una nota. Lo pone bien, porque sabe que aun no se olvidan de su figura y su proyección como boxeador profesional.

“La verdad, no estoy entrenando nada, pero nada. Con esto de la pandemia no se puede, los gimnasios están cerrados. Esto a uno en lo deportivo lo desmotiva. También porque justo estaba entrenando muy fuerte, ayudado también por el Gabinete Metodológico de Alto Rendimiento de Comodoro Deportes, pero todo se cerró. Mi pelea con Amitrano, para la que me estaba preparando bien, que sería con un rival duro, experimentado, iba a ser una gran pelea. De ganar, eso me daba la posibilidad de meterme en el ranking, pero se cayó y volvimos para atrás”.

“Pero bueno, uno tampoco se debe bajonear, hay que seguir adelante. Tengo una familia que mantener, tengo que salir y llevar algo para la casa. Mi promotor, el Vasco (Arisnabarreta) me dice que tengo que tener paciencia, tranquilidad y esperar que ya vendrá el momento.

Y no queda otra, en la situación que estamos. Hoy, si bien estoy trabajando en hábitat en la municipalidad, mi sueldo es chiquito, no me alcanza y tengo que salir a hacer changas, albañilería, cañerías, carpintería, lo que sea que sume para llevar algo a la casa. De lo que uno sabe hacer. Igual, no estoy desagradecido, porque esa mano me la dio en su momento Carlitos Linares en la municipalidad”, dice Carlos Santana, con absoluta franqueza.

La fe mueve montañas

El promotor Vicente Arisnabarreta, apuesta todas sus fichas que “Carlitos” -por Santana- llegará a conseguir un título, le tiene mucha fe, solo quiere que no regale nada arriba del ring y suba bien entrenado.

Cuando estábamos en Fase 4 en Comodoro, se hablaba que TyC Sport vendría a la ciudad a desarrollar un festival de boxeo, un tanto exclusivo, sin público solo para la TV, con boxeadores locales en su gran mayoría. Entre ellos lo mencionaban a Carlos Santana enfrentando a Rodrigo Maizares aunque son dos boxeadores de categorías dispares.

Maizares con más kilogramos que Santana, porque llegó a combatir hasta en los 72 kg; Santana, anda siempre en 66 kg.

“Sí, me hablaron de esa posibilidad de pelear con Maizares, que ya es experimentado y se las aguanta. Sería una linda pelea, no tengo problemas. Sí está la diferencia de kilos, el “Vasco” -por Arisnabarreta- me decía pelearlo en 66 kg.

Pero yo me animo a pelearlo en 69 kg, aunque así como estamos, me ponen más plata y lo peleo hasta en 72 kg -sonrisas-. De mi parte, no tengo problemas que se haga la pelea. Claro que me tienen que poner fecha y dar una mano para entrenar”, dice Carlos Santana.

Creció boxísticamente en el barrio Moure

Sigue en la parte técnica con Carlos Mansilla, el entrenador de la Escuela de boxeo del Gimnasio Municipal Nº 2, que también está muy cerca de la jubilación. “Hoy, solo estoy concentrado en el trabajo y esperando que pase la pandemia. Después volveré a entrenar porque venía bien.

Incluso me habían hablado de la posibilidad de salir y realizar una pelea fuera del país. Parece que nos iba a dar una mano Hernán Santos Nicolini. Ojalá que se pueda dar y poder seguir en el boxeo”, expresa por último Carlos Santana (25).

En ese grupo de profesionales que esperan por volver están varios en Comodoro, entre ellos: Alejandra Zamora, Sebastián Aguirre, Manuel Carrizo, Jonathan Sauco, José Vargas y Daiana Marisa Molina.

Comentar
- Publicidad -