“Policías truchos” asaltaron a una familia en barrio Palazzo

Un violento y preocupante hecho de inseguridad tuvo lugar la tarde noche del sábado en un domicilio del complejo habitacional 160 viviendas del barrio Próspero Palazzo, también conocido como barrio Petrolero 1.

Cuatro delincuentes encapuchados y tres de ellos vistiendo chalecos de la Policía del Chubut y esgrimiendo armas largas irrumpieron violentamente en el domicilio familiar donde viven siete personas de entre 20 y 65 años, uno de los cuales fue brutalmente golpeado con un culatazo en la cabeza.

Se llevaron unos 60 mil pesos en efectivo, teléfonos celulares y hasta las llaves de tres vehículos. La denuncia se radicó en la Comisaría Distrito Mosconi de Km. 3 y recayó en manos de la División Policial de Investigaciones (DPI) que como rara paradoja, los delincuentes al irrumpir en la casa gritaron: “Somos de la Brigada de Investigaciones”.

Irrupción violenta

Según informaron las fuentes policiales, el hecho tuvo lugar pasadas las 20:30 del sábado en un domicilio situado sobre la calle Villegas al 200 del denominado barrio Petrolero. Jhon, uno de los integrantes de la familia, había salido a fumar un cigarrillo a la vereda y dejado entreabierta la puerta de acceso, cuando abruptamente irrumpen de una patada los cuatro delincuentes al grito de “¡Somos la brigada de investigaciones, todos al piso!” según manifestaron los damnificados, estaban encapuchados y tres de ellos vestían chalecos de la Policía, al parecer, antiguos.

Te puede interesar
Cinco encapuchados asaltaron un geriátrico en Trelew

Cristian A., el joven de 20 años intentó pedir explicaciones, pero recibió como respuesta un fuerte culatazo en la cabeza mientras pedían la plata que -aseguraban- guardaban en la casa.

Fue una pesadilla que duró pocos minutos, pero los suficientes para dejar aterrorizada a la familia. Se alzaron con 60.000 pesos, teléfonos celulares, una play station 4 y las llaves de tres vehículos de residentes en la casa, entre quienes se encontraban Noelia I. (42), su madre Mirta D. (65), Cristian (20, el lesionado), Jonathan A. (28), John A. (24), Celeste A. (19) y Micaela E. (23).

Se informó del lamentable acontecimiento a la Fiscalía de turno y se le dio intervención a la DPI que procuraba recabar testimonios y cámaras de seguridad que pudieran aportar datos e imágenes que permitan identificar a los autores de este violento y más que preocupante caso de inseguridad contra las personas y bienes privados.

No es la primera vez que los delincuentes utilizan este tipo de engaños. Ingresan a viviendas gritando ser policías en clara maniobra para despistar a posibles vecinos o testigos que puedan llamar a la policía “real”, quienes al dudar les da más tiempo a los ladrones para perpetrar el ilícito.

Comentar
- Publicidad -