Fue atropellada hace tres años, quedó con graves secuelas y hoy reclama el gas de red para poder sobrellevar su situación

Fue atropellada hace tres años, quedó con graves secuelas y hoy reclama el gas de red para poder sobrellevar su situación

Gimena Gallardo tiene 29 años y en el año 2016 su vida cambió para siempre luego de que un conductor la embistiera cuando estaba por abordar un remís en inmediaciones de avenida Kennedy y calle La Plata, para dirigirse a su lugar de trabajo. A partir del accidente, la joven que en ese momento tenía 24 años sufrió serias lesiones en las extremidades inferiores, que motivaron su urgente traslado al nosocomio quedando en la sala de cuidados intensivos, posteriormente, se determinó su derivación a Buenos Aires dado que debería ser sometida a distintas intervenciones para poder salvar su vida.

Durante dos años y medio prácticamente Gimena estuvo en Buenos Aires donde la sometieron a decenas de operaciones, incluyendo la amputación de una de las piernas y recién hace cerca de un año pudo regresar a la ciudad.

Pero pese a que esperaba el calor de su hogar una situación está generándole inconvenientes y tiene que ver con la falta de gas en el domicilio por lo que está solicitando la urgente intervención de quien corresponda para solucionar su problema.

En diálogo con Crónica, Gallardo expresó: “Tengo un clavo en el fémur en la parte izquierda, cerca de cuatro tornillos en la cadera y en la planta del pie una placa con clavos, el problema es que se hizo toda la cañería de gas, rompieron la rampa y todo pero para tener el servicio necesitamos que Camuzzi verifique y autorice para largar el gas” dijo, y añadió que “supuestamente cuando viajé a control a Buenos Aires vinieron y yo no estaba, pero esto fue en febrero, llamé varias veces y no tengo respuestas, el matriculado ya hizo todo lo que tenía que hacer solo falta que ellos vengan”.

Te puede interesar
Una joven fue trasladada al Hospital tras un choque y vuelco en la rotonda del camino Mario Morejón

Asimismo, detalló que “no me circula bien la sangre y no llega el calor a mis piernas entonces durante el día me paso de frío y cuando me acuesto para dormir agarro calor pero esto me genera unos dolores tremendos. Por lo pronto me manejo con garrafa y caloventores pero no es suficiente”, y manifestó que a raíz de los dolores que padece tuvo que empezar a tomar nuevamente medicación para ello siendo que hace tiempo había logrado dejar la misma, y lamentó que “me da mucho sueño y no me deja las mismas pilas para hacer la rehabilitación que tengo que hacer, por eso les pido que vengan y hagan lo que tienen que hacer”.

El accidente

La madrugada del 3 de noviembre de 2016, poco antes de las 6 de la mañana, Gimena estaba por subirse a un remís de la agencia Austral para dirigirse a su lugar de trabajo en una empresa pesquera, cuando repentinamente apareció un Fiat Palio conducido por Pablo Bustos Rodríguez (34), y tras embestir el primer rodado mencionado, la atropelló.

Sufrió un accidente, quedó con graves secuelas y hoy reclama por la instalación de gas en su domicilio

En grave estado la mujer fue derivada al Hospital con fracturas expuestas en miembros inferiores, quedando con un cuadro complicado, lo que posteriormente motivó su traslado a Buenos Aires y por fortuna su recuperación.

Sufrió un accidente, quedó con graves secuelas y hoy reclama por la instalación de gas en su domicilio

Sobre este hecho Gallardo comentó que “no lo conozco personalmente (al conductor), nunca lo vi y no se acercó, ni siquiera cuando estuve internada como ser humano para ver si podía ayudar a mis hijas porque estuvieron dos años sin su mamá, aunque sea para asegurarse que no les falte la comida. Le dieron un juicio a prueba y por tres años le sacaron el carnet de conducir, tenía prohibido manejar” dijo, y planteó que “ya no pienso en ello, no me importa, lo hecho, hecho está. Ahora estoy enfocada en mi casa, mis hijas, en mí; no me importa él pero en algún momento voy a estar bien y voy a ir a buscarlo, él va a tener que pagar todo el daño que me hizo, todo lo que sufrieron mis hijas al estar lejos de mí” concluyó.

Comentar
- Publicidad -