Argentina pide al FMI préstamos “a tasa cero” para enfrentar al coronavirus

El presidente, Alberto Fernández, se manifestó en la misma línea que Costa Rica al pedirle al Fondo Monetario Internacional (FMI) que otorgue nuevos préstamos a los países en desarrollo para afrontar la pandemia del nuevo coronavirus, pero sin intereses.

“La deuda no debe ser un lastre para la recuperación. Los organismos multilaterales deben asistir a los países con programas sustentables y el sector privado debe acompañar”, expresó.

“El FMI planteó que las medidas frente al covid-19 deben ser extraordinarias y para las personas. Proponemos que las tasas de apoyo presupuestario sean cero y fijas, así como de largo plazo”, publicó en presidente de Costa Rica, Carlos Alvarado. A su vez, pidió el apoyo de otros Gobiernos de países “de renta media”.

“Me pidió que lo acompañe, considerando el peso de Argentina en América Latina”, detalló el primer mandatario argentino.

Cabe recordar que Argentina contrajo un préstamo del FMI por 44.000 millones de dólares —el acuerdo inicial era de 57.000 millones— entre 2018 y 2019, durante el Gobierno de Mauricio Macri. En efecto, se trató del crédito más importante en la historia del organismo, y Argentina se convirtió en el país más endeudado con la entidad financiera.

En medio de la urgencia, el jefe de Estado sudamericano adelantó que instruyó a su ministro de Economía, Martín Guzmán, “para que vea en el Fondo si no existe la posibilidad de llevar adelante un auxilio de este tipo para Latinoamérica”, sin intereses. Sobre ello, destacó que las naciones que ya estaban endeudas en dólares, “como Argentina y Ecuador”, necesitan más que otros Estados ese financiamiento sin fines de lucro.

Te puede interesar
Con ocho nuevas muertes, llegan a 1.000 los fallecidos por coronavirus en el país

La Argentina presentó la “invitación” a bonistas para renegociar deuda emitida bajo ley extranjera por US$ 66.238 millones, con una quita del 62% en intereses y del 5,4% en el capital, y un plazo de gracia de tres años, para lo cual ofrece títulos que vencerán entre 2030 y 2047.

La propuesta -que también fue presentada ante la comisión de valores de Estados Unidos (SEC)- incluye el canje de bonos por los nuevos papeles con rendimientos que van del 0,75% al 4,5%, denominados en dólares y euros.

Comentar
- Publicidad -