César Herrera: “El mundo va a dejar de hacer algunas cosas y va a empezar a hacer otras”

César Herrera. El economista local consideró que “hay que proteger a las pymes registradas, brindar auxilio a las provincias y municipios, a los trabajadores informales, y atender al sistema de jubilados y pensionados”.

El contador público César Herrera en diálogo con Crónica se refirió al nuevo contexto económico que surgirá en el mundo una vez que concluya el problema del Covid-19, que en muy poco tiempo ya provocó estragos en la economía de distintos países. Claro está que uno de esos países es Argentina, que ya venía golpeado.

Para el economista local, la situación podrá contenerse un tiempo más, pero no demasiado. “Para enfrentar esto hay que inyectar una cantidad de dinero fenomenal y proteger a las pymes, que son las que generan el sesenta por ciento del empleo en Argentina”, sostuvo el entrevistado.

“Para empezar a prevenir lo que se viene, una buena idea sería orientar a los emprendedores en este tiempo de crisis, darles algo de dinero para que sobrevivan ahora, también enfocarnos en los nuevos proyectos que van a venir. El mundo va a dejar de hacer algunas cosas y va a empezar a hacer otras”, dijo Herrera.

Para el economista local, la situación económica requiere medidas que tengan más celeridad para evitar la “muerte de pymes” en poco tiempo. “Hay que enfrentar esta situación inédita, proteger a las pymes registradas, donde el 61 por ciento de las mismas emplea entre uno y veinte trabajadores, brindar auxilio a las provincias y municipios para sueldos y funcionamiento, a los trabajadores informales, que son un 35 por ciento del empleo, sobre un universo de 16,6 millones de trabajadores (de los cuales 12,3 millones están registrados).

Asimismo, atender al sistema de jubilados y pensionados, catalogados entre los principales grupos de riesgo”, sostuvo el entrevistado.

Argentina no es una isla

Luego planteó que Argentina no está exenta de lo que está sucediendo en todo el mundo, si bien existe una lógica propia para enfrentar el problema, el Covid-19 obviamente está afectando al país.

“Lo que está haciendo Argentina es priorizar la vida y cerrar la economía para después poder reactivarla, es un falso dilema, a mi juicio. El Covid-19 puso más de manifiesto los problemas económicos que tiene nuestro país. Por otra parte, esto nos da una oportunidad, el principal problema de enero era renegociar la deuda interna y externa sin caer en default, pero ya dejó de serlo.

La mayor parte de los países del mundo van camino al no pago de sus deudas. Ahí viene Chubut y la gran pregunta, saber si entramos en ese paquete, aunque nos hemos autocondicionado en los instrumentos de deuda (fideicomisos). Tendremos que buscar nuestra propia forma para negociar la deuda chubutense”.

Te puede interesar
Se reactiva el comercio mundial, pero persiste la incertidumbre

Las primeras consecuencias de la crisis

En otro orden Herrera señaló que inclusive hoy, un momento que puede ser considerado prematuro para la crisis que se viene, muchos coinciden en que, en un futuro no muy lejano, el PIB (Producto Interno Bruto) bajará drásticamente. Esto tendrá dos consecuencias más: deflación y aumento generalizado del desempleo.

Sin embargo para el economista, Argentina tiene “su propia particularidad”. “En Argentina va a bajar estrepitosamente el PIB, va a haber inflación y desempleo. Muchos plantean que el papel del Estado se va a reforzar, algunos dicen que resucitó el famoso economista Keynes, pero esa resurrección solo se va a observar en una parte del mundo. Nosotros tenemos una situación particular, estamos metiendo dinero porque no nos queda otra.

Ahora bien, tenemos que preguntarnos quién va a financiar esto y si vamos a dejar el asunto inconcluso. Esta no es una situación sencilla”, argumentó.

“La Organización Mundial del Comercio prevé una disminución del comercio internacional del 32 por ciento para 2020, pero también un repunte durante el último cuatrimestre de este año. Asimismo, Kristalina Gueorguieva, directora del Fondo Monetario Internacional, anticipa que esta crisis será mayor que la del 2007/2008 y más asimilable a la de 1929. En lo doméstico, la pregunta es si se superará la caída del PIB como en 2001”, indicó Herrera.

Los sectores que más sufrirán el impacto de la crisis económica

En toda crisis económica hay sectores que se ven más o menos perjudicados. Una vez que concluya la emergencia mundial por el Covid-19, los problemas económicos que podrán verse serán de gran envergadura, estiman muchos economistas. Sin lugar a dudas, habrá sectores que sufrirán mayormente el impacto. Algo que nadie duda, es el hecho de que reactivar una economía tan golpeada llevará mucho tiempo.

Respecto a este tema, César Herrera sostuvo que los sectores que se verán más perjudicados serán varios. Ejemplos de esto son el turismo, los vuelos comerciales, el sector de ocio (restaurantes, cines, bares cerveceros, etc.). “Algo muy importante es el turismo internacional. El turismo hacia América Latina quedó reducido prácticamente a cero. En el año 2010, se calculaba que 800 millones de personas viajaban en todo el mundo durante el año.

Te puede interesar
Se reactiva el comercio mundial, pero persiste la incertidumbre

En 2019 ese número trepó hasta los 1.400 millones, y eso obviamente era una fuente de divisas muy grande. Una parte de ese caudal de gente venía hacia Argentina, cerca de tres millones y medio de extranjeros visitaban nuestro país. Eso, dentro de Chubut impacta directamente en Puerto Madryn, que se sabe es una ciudad turística. Es decir que la desaceleración del turismo va a impactar directamente en nuestra provincia”, señaló el economista.

Otro de los sectores que sentirá muy fuertemente la crisis será el automotor. Particularmente en Chubut, este sector se mostraba como muy fortalecido hasta no hace mucho tiempo atrás. “Acá teníamos mucho dinamismo con esto, tanto en el sector de autos cero kilómetro como en el de usados. De alguna manera, se puede pensar entonces que la gente va a decidir comprar menos bienes durables. Después tenemos que hablar de otro tipo de sectores, como por ejemplo el de la construcción, pero acá ya estamos hablando de un sector intermedio”, agregó el contador público.

¿Qué pasará con el petróleo?

Un tema que preocupa y mucho es el petróleo, más en una provincia productora como lo es Chubut. Para el economista local, en las miradas nacionales e internacionales el petróleo está entre los sectores que se verán perjudicados por la crisis pero no en niveles tan grandes. En Chubut, el resultado tendrá que ver con lo que suceda en el resto del mundo, si bien el mundo está desacelerando los niveles de producción y se necesitará menos petróleo, hay que tener en cuenta que en algunos países se está comprando crudo más barato.

“Actualmente ya se registra un veinte por ciento menos de demanda mundial. El petróleo es un sector dinámico que nos aporta mucho capital, pero ahora, con la crisis que se está viviendo, es un sector que está teniendo un parate. Muchas empresas ya hablan de pagar un cincuenta por ciento del sueldo, o menos. La debacle que se viene va a ser muy complicada, hablamos de una crisis sin parangón. No podemos plantear un cese de la economía y después intentar volver a la normalidad. Esa normalidad no va a ser la misma de antes” opinó.

Comentar
- Publicidad -