Boletín Oficial: el Gobierno promulgó la Ley de Góndolas

El Gobierno promulgó la Ley de Góndolas, que fue aprobada por unanimidad en el Senado a fines de febrero. La normativa, que aparece este martes en la edición del Boletín Oficial​, busca evitar la posición dominante de las grandes marcas en los supermercados.

Al impulsar el tratamiento del proyecto en las sesiones extraordinarias del Congreso, Alberto Fernández​ intentó contar con un elemento más para garantizar un aumento en la competencia entre las marcas en los principales puntos de venta del país.

El objetivo de fondo es detener la carrera inflacionaria, que cerró 2019 con un índice de 53,8 por ciento de incremento, el mayor número en los últimos 28 años.

La Ley 27545 alcanza a los siguientes productos: alimentos, bebidas, productos de higiene personal y artículos de limpieza del hogar. Y regula la exhibición en “todo espacio físico, mueble, estantería, en los que se ofrecen productos de similares características, incluidos las puntas de góndola”, así como en sus locaciones virtuales (web, aplicación móvil). Quedan exceptuados “los congeladores exclusivos, islas de exhibición y los exhibidores contiguos a la línea de caja”.

En busca del “estímulo a la competencia”, se prohíbe la “exclusión anticompetitiva de proveedores por el alquiler de espacios en góndolas olocaciones virtuales, o espacios preferenciales en góndolas o locaciones virtuales” a través del pago de cánones o comisiones.

La normativa establece cinco reglas para la exhibición.

El producto de un proveedor o grupo empresario no puede tener más del 30% del espacio compartido con otros productos de similares características; debe haber al menos cinco proveedores o grupos en el sector.

Se garantiza un 25% del espacio ocupado por productos similares y de diferente marca para destinarlo a productos de micro y pequeñas empresas nacionales. Y habrá un 5% adicional para productos de agricultura familiar, campesina indígena y sectores de la economía popular.

En góndolas físicas, los productos de menor precio deberán estar a una altura media, equidistante entre el primero y el último estante. Y en góndolas virtuales deberán aparecer en la primera visualización.

En las islas de exhibición o en exhibidores cercanos a las cajas, los productos de micro y pequeñas empresas nacionales tendrán que ocupar el 50% del espacio.
Habrá un porcentaje máximo del espacio en locaciones virtuales (aún no definido) para productos importados.

Asimismo, se establecen condiciones en la relación entre proveedores y establecimientos: los pagos a micro y pequeñas empresas nacionales no podrá ser superior a los 60 días; en las negociaciones no se podrá ofrecer mercadería gratuita o con costos menores a los habituales; los establecimientos no podrán exigir a los proveedores adelantos financieros ni aplicar retenciones económicas de manera unilateral.

También se introducen facilidades para los productos de la agricultura familiar, campesina e indígena, de la economía popular y de cooperativas o mutuales (pago a 40 días, facilidades en la contratación y esquemas flexibles para la entrega de productos). La leyenda “Compre Mipyme” destacará la ubicación en las góndolas de ese tipo de productos, así los de los micro y pequeños productores.

Se crea un Código de Buenas Prácticas Comerciales. En caso de incumplimiento de la ley, se aplicarán las penalidades contempladas por el Régimen de Lealtad Comercial. El monto recaudado se dividirá entre el fomento publicitario del compre alimentos nacionales (un 70%), un fondo para desarrollar la agricultura familiar, campesona e indígena, economía popular y cooperativas (25%) y el funcionamiento del Observatorio de la Cadena de Valor (5%).

El proyecto de Ley de Góndolas logró su media sanción en la Cámara de Diputados, el 19 de noviembre, con 182 votos favorables y 17 abstenciones. El 28 de febrero, la Cámara alta aprobó el texto con 56 votos a favor y 4 abstenciones.

Alberto Fernández había impulsado el proyecto, al que calificó de “mecanismo favorable”. “Vamos a impulsar la ley de góndolas para que algunos empresarios dejen de jugar con los precios”, dijo antes del tratamiento en el Senado.

Comentar
- Publicidad -