Una pareja fue baleada en medio de un ajuste de cuentas

Durante la noche del sábado una pareja, conocida en el ámbito delictivo, fue atacada a balazos en el Complejo Habitacional 1008 viviendas y producto del incidente tuvieron que ser trasladados al Hospital Regional pero se encuentran fuera de peligro.

Alrededor de las 22 horas del pasado sábado efectivos policiales de Seccional Quinta concurrieron al sector 8 del Complejo Habitacional 1008 Viviendas, ubicado en barrio 30 de Octubre, luego que desde Centro de Monitoreo indicaran que recibieron un llamado por parte de vecinos quienes manifestaban que en el exterior del edificio 75 se estaban produciendo detonaciones de arma de fuego.

Al arribar al lugar, se encontraron con una pareja lesionada quienes indicaron que habían sido agredidos por otra pareja en momentos en que estaban por subir a su vehículo, siendo identificadas las víctimas como Gisela Pérez (30) y Carlos Llanos (30), quienes a raíz de las lesiones fueron trasladados al Hospital Regional.

Desde allí posteriormente se informaría que pese a haber realizado los agresores al menos cinco disparos solamente uno ingresó por la axila de Pérez, con orificio de entrada y salida, sin generar daño alguno en órganos vitales mientras que en el caso de Llanos, el disparo ingresó por la ingle, quedando ambos internados fuera de peligro.

A partir de ello se dio intervención al Ministerio Público Fiscal y a la Brigada de Investigaciones para individualizar a los autores quienes ya estarían identificados.

Te puede interesar
Allanaron una vivienda y encontraron un arma, elementos robados y cocaína

Con antecedentes

Tanto Pérez como Llanos cuentan con una serie de antecedentes en su haber, en el caso de la primera se da por diversos hechos de robo en los que estuvo involucrada e incluso fue condenada por ellos, siendo uno de los más recordados uno ocurrido en 2015 cuando junto a una cómplice concurrieron al domicilio de un trabajador petrolero y tras compartir bebidas lograron dormirlo para luego desvalijarle la vivienda y escapar a bordo del Mini Cooper del hombre. Luego de varias horas el hombre despertó y denunció ser víctima de una maniobra de “viudas negras” quienes también lograron perpetrar otros hechos hasta que fueron atrapadas por la Justicia.

Por su parte, Llanos fue perpetrador de varios delitos contra la propiedad incluyendo hechos en los que utilizó armas de fuego para someter a las víctimas, entre los que figura el asalto a la mueblería “La Hogareña” en 2011, imputado y condenado hace años por ello.

Comentar
- Publicidad -