Tiro ganó aguantando el resultado ante Saavedra

En un vibrante partido, ayer el Club Tiro Federal jugando de local consiguió ganar 4 a 3 al equipo del Club General Saavedra. Los patricios en el último minuto estuvieron a punto de empatarlo pero no lo consiguieron, los goles fueron marcados por Maximiliano Maidana, Andrés Calabrese, Michael Castro y Víctor Borda; mientras que en Saavedra anotaron Facundo Villarruel y Leonardo Bustamante en dos oportunidades.Desde el inicio Tiro comenzó a mostrar mejor juego pero no estaba certero al momento de definir. A los 18′ Domingo Torrico había malogrado dos oportunidades claras frente al arquero Tomás Da Silva tirando el balón desviado. Luego, Maximiliano Maidana a los 24′ conseguía abrir el marcador tras la ejecución de un penal, en una falta cometida por Bordino. Y tres minutos más tarde un pase largo desde la derecha, que cruzó mitad del campo de juego, lo dejaba para un derechazo cruzado al delantero Andrés Calabrese que no perdonaba.

Saavedra parecía reaccionar a cuentagotas, especialmente en una combinación de Leonardo Bustamante con Luciano Zapata, que con el arco sin defensa intenta doblegar al arquero pero la pelota va derecho a sus manos.

Y de forma increíble Tiro seguía desaprovechando oportunidades, en este caso Víctor Borda a los 34′ su disparo pasaba muy cerca del palo izquierdo, siendo lo mejor del primer tiempo, en un día espléndido y de muy buena temperatura.

En el segundo tiempo, Tiro Federal se despachó con dos excelentes conquistas muy rápido. Primero con impecable tiro libre ejecutado por delantero Michael Castro, donde la pelota viajó por arriba de cinco hombres en la barrera y se clavó en un ángulo para despertar el aplauso de los hinchas de km 3.

Luego de un par de jugadas llegó un nuevo contragolpe a favor de Tiro y Tomas Da Silva recibió otro gol prácticamente en el mismo lugar que el anterior, al ángulo derecho del arquero, pero esta vez de Víctor Borda.

Hasta ese momento el 4 a 0 parecía lapidario, imposible de remontar, teniendo en cuenta que Saavedra parecía metido en un letargo, pero luego eso cambió y el encuentro se puso vibrante en especial para la buena asistencia de público que había en cancha de Tiro.
Leonardo Bustamante, durante todo el partido era el que más buscaba el arco contrario, y en una de esas jugadas entre Diego Bordino y Santino Galarza que le pegaba al arco, Juan Macías daba un rebote y Bustamante le pegaba fuerte y esquinado a la derecha del arquero para la primera conquista de los patricios.

Y en contados minutos en una jugada muy similar, por el sector izquierdo del ataque, nuevamente tras una pelota de aire que fueron a buscar unos tres jugadores, el pase le quedó servido a Bustamante que lograba achicar el marcador.

Saavedra ponía todo en el partido, los pibes no se guardaban nada en cada ataque, aunque no defendían tan bien pero iban para adelante. Y el encuentro ganó en relevancia cuando Facundo Villarruel agarró una pelota a más de 30 metros del arco custodiado por Macías, le pegó un tremendo zapatazo y metió un golazo a más de media altura, prácticamente por sobre el arquero.

El resultado cambiante del 4 a 3 obligaba a replantearse rápido a Tiro lo que le estaba pasando, porque Saavedra se había despertado y estaba arrollador faltando 8 minutos para terminar el encuentro. Y así tuvo que aguantar el resultado, solo apostando al contragolpe.
Y en tiempo adicionado Saavedra tuvo su última jugada de ataque, Bustamante estuvo muy cerca de empatar, mientras el arquero Macías se jugaba todo en una grana atajada y la pelota pegaba en un palo. Después, el árbitro Diego Bayón de buena labor tocaba el silbato, los jugadores se saludaban y hasta se sacaban alguna foto, como recuerdo del gran partido disputado en km 3.

Comentar
- Publicidad -