Le dieron el alta a Aryadne, la trigemela nacida en la ciudad

Luego de tres meses, la trilliza Aryadne Liz Eunice fue dada de alta y ya se encuentra en casa con sus padres Micaela Durán y Alejandro Ybáñez.
La bebé nació el 12 de agosto a las 23 semanas de edad gestacional, producto de un embarazo múltiple espontáneo monocorial triamniótico, junto a otras dos niñas: Reyna Iris Aytana y Priscila Eris Alely, quienes lamentablemente fallecieron.

Desde su nacimiento, la pequeña se encontraba en el Sanatorio de la Asociación Española de Socorros Mutuos, ya que necesitaba ser asistida y día a día se monitoreaba su crecimiento. Actualmente pesa 2,700 kg, mide 46 cm. de largo y se alimenta normalmente, con lo cual finalmente el viernes 29 de noviembre se le otorgó el alta médica.

Desde el sanatorio informaron que “seguirá recibiendo asistencia médica con el objetivo de brindarle seguimiento y control en las futuras etapas de su desarrollo”, así como también destacaron “el trabajo realizado por el cuerpo médico, el área de enfermería y el Servicio de Neonatología, gracias a su infraestructura”.

El 12 de noviembre la niña cumplió tres meses y las enfermeras del servicio de neonatología le hicieron un cartel para festejarlo. En total Aryadne tiene 110 días y 36 semanas de gestación corregida.

Caso histórico

Las trigemelas comodoren-ses fueron noticia nacional dado que se trata de nacimientos poco comunes. El embarazo múltiple espontáneo monocorial triamniótico se calcula que sucede un caso en 200 millones.

Te puede interesar
Luque recibió al piloto comodorense Marcelo Agrelo

En esta oportunidad, no se trató de un caso de fertilización asistida, sino de la división natural del óvulo dando lugar a tres fetos. Fue un embarazo monocorial triamniótico, lo que significa que los bebés son genéticamente idénticos. Se da como resultado de la fecundación de un óvulo y un espermatozoide que se dividieron en tres embriones en la primera etapa de gestación. Los tres se alimentan de la misma placenta, con tres cordones umbilicales pero cada uno se desarrolla en su propia bolsa amniótica.

 

Comentar
- Publicidad -