Nura Cosmética Natural

Cada vez son más apreciadas las ventajas de la cosmética natural en detrimento de la industrial. Muchas personas la eligen por determinados problemas de piel e intolerancia a las sustancias químicas, por su relación precio-calidad, por los resultados que experimentan, y también por un creciente compromiso con el medio ambiente y el consumo responsable.

Un dato relevante y mayormente desconocido es que la Cosmética Natural -a diferencia de la industrial o la que es simplemente artesanal- tiene parámetros de excelencia que deben respetarse existiendo un organismo internacional llamado Ecocert que regula y brinda los lineamientos para una posible certificación. Un ejemplo es la no utilización de ingredientes prohibidos, muchos petroquímicos y considerados perjudiciales para la salud, como parabenos, fenoxietanol, aromatizantes y colorantes sintéticos.

En Comodoro Rivadavia existe un emprendimiento llamado “Nura Cosmética Natural” que trabaja íntegramente bajo estos lineamientos ofreciendo productos auténticamente naturales y de primera calidad. Su creadora es Kamilah, Bioquímica recibida en la UNPSJB.

Kamilah es el nombre que recibió tras haber elegido como camino espiritual el sufismo (doctrina religiosa del islamismo) -y como pidió ser mencionada en esta nota- aunque quizás algunos lectores aún la conozcan como Verónica Navarro. Durante la entrevista dio cuenta de cómo la religión fue cambiando no solo hábitos en ella y en su familia, sino también conceptos más profundos que la llevaron, entre otras cosas, a dejar su trabajo de bioquímica en laboratorios para comenzar a ser emprendedora y transmitir mediante “Nura” un mensaje de bienestar general.

Compartimos la entrevista que navega tanto por los detalles acerca de la elaboración y propiedades de sus productos, como la de su trayecto personal y la búsqueda de un emprendimiento con propósito.

¿Cómo comienza tu trayecto por la cosmética natural?

Comencé siendo autodidacta hace unos seis años atrás. Empecé haciendo jabones, en ese momento eran algo nuevo los jabones saponificados artesanales y no eran fáciles de conseguir. Los hacía para mí, para mi familia y amigos. Empecé a experimentar, a buscar recetas por internet y a hacer algunos ajustes siendo que tenía conocimientos por ser Bioquímica. Luego empezó a interesarme y empecé a capacitarme específicamente en el área.

¿Qué cursos realizaste?

Los primeros fueron sobre Cosmética Natural y Terapeuta en Flores de Bach ambos en Armonía Floral (Buenos Aires). Luego uno sobre Aromaterapia Integrativa con Paula Pulella de Ignea acá en Comodoro Rivadavia. También a distancia pude capacitarme en Fito Cosmética con Joseph Arenas de NCLab (España) y actualmente estoy realizando curso de Decodificación de Enfermedades en Florecer Medicina (Buenos Aires).

¿Todo eso te iba acercando a la idea de tu emprendimiento?

Creo que fue un proceso largo el paso de ser un hobby a pensarlo como una salida laboral y querer dejar un trabajo en relación de dependencia. No ocurre de un día para el otro, hay días mejores, días en los que perdés confianza, y más con mi carácter tan perfeccionista. También hubo un cambio interno, espiritual que me hizo un click y dejé de trabajar en el laboratorio en que estaba. Ahí empecé a pensar en que quería hacer algo que no solo me haga bien a mí, sino también a otras personas. Cuando de pronto vi que ya tenía suficiente formación e insumos me di cuenta que estaba lista para comenzar. Me puse a pensar un nombre y básicamente el “qué querría transmitir”. Así te puedo decir que Nura comenzó recién hace un año.

¿Con qué productos y materias prima trabajás?

Aceites esenciales vegetales y muchas plantas que son el semillero de todo. Para que te des una idea, en vez de comprar vitamina C prefiero utilizar plantas que tienen además de vitamina C, antioxidantes, vitamina D, entre otros y así me dan ese plus. Te puedo mencionar rosa mosqueta, hibiscus, romero, cola de caballo, jarilla, lavanda. Creo que la planta de lavanda es la que caracteriza mi emprendimiento porque la pongo en casi todo. Además de su aroma es calmante y relajante. Por último, el único producto animal que uso es la cera de abejas.

¿Te costó pasar de trabajar con químicos a trabajar con plantas?

Sí, todavía me cuesta y a diario me tengo que desestructurar de cuestiones netamente científicas.

¿Qué productos estás elaborando actualmente además de jabones naturales?

Shampoo y acondicionador sólido, cremas faciales, corporales, agua micelar, tónico facial, loción bifásica, bálsamo labial, desodorante natural, serum facial y capilar.

¿Cuál es el más requerido por tus clientes?

Aunque sigue siendo los jabones mi preferido es el que menos estoy haciendo ya que el más requerido son los shampoo y acondicionadores sólidos. Creo que son un boom porque funcionan realmente. Para que te des una idea el sulfato de sodio, que es el detergente que tienen los convencionales líquidos para que hagan esa cantidad de espuma, es un producto fuerte que a la larga trae problemas por ejemplo de cabello graso porque elimina el cebo natural del cuero cabelludo. En otras personas ocasiona caspa, dermatitis.
¿Cuánto dura una barra de shampoo sólido?
Puede durar un mes y medio para una persona que lo usa a diario y otro beneficio es que se reduce el uso de plásticos como los potes de shampoo. También para viajar son muy prácticos.

¿Y en cuanto a las cremas?

Lo que más me gusta de elaborar cremas es la posibilidad de crear. Si fuera por mí tendría decenas de variedades, excepto que no es rentable hacerlo. En cuanto a la conservación utilizo conservantes naturales permitidos en cosmética natural que permiten que te duren un mínimo de seis meses. Otro detalle que hace a la diferencia es que las cremas industriales, si querés la más cara del mercado, es que pone en sus etiquetas que utiliza un ingrediente destacado, aceite de almendras darte un ejemplo, y te puedo asegurar que ese plus lo puede tener en un 2% siendo el otro 98% químicos minerales derivados del petróleo y conservantes con parabeno que ya muchos estudios lo catalogan como cancerígeno. Te podés dar cuenta en las etiquetas porque los ingredientes se escriben de mayor a menor según el porcentaje que tienen.

¿Y acerca de los jabones naturales?

Están realizados por la técnica de saponificación en frío, y tarda aproximadamente 40 días, para que sea apto para su uso, lo que se llama el curado del jabón. Nuestra base es aceite de oliva extra virgen y coco, no usamos grasas animales. El aceite de oliva le da unas propiedades magníficas al jabón, le aporta hidratación, suavidad, calma irritaciones, ideal para personas con eczemas y dermatitis. Además, cada fórmula se puede enriquecer con distintos aceites vegetales como ser la manteca de karite, cacao, aceite de almendras, ricino, jojoba.
¿Cómo te sentís después de un año de haber comenzado como emprendedora?
Bien, todavía organizándome porque uno como emprendedor tiende a hacer todo, estoy aprendiendo a delegar algunas cosas como el diseño de las etiquetas. Y como te comenté esto tuvo que ver con un cambio más profundo en el que buscaba hacer algo por el otro. Transmitir una manera más consciente de vivir y consumir.

¿Por qué se llama Nura?

Porque significa “luz” en árabe. El emprendimiento se fue gestando en paralelo a otros cambios profundos como el de comenzar a practicar la religión sufí.

¿Querés contarnos algo acerca de ello?

Sí, claro. Hoy es mi religión, yo era católica y a partir de otra persona conocí esto de lo que no tenía conocimiento. Siempre digo que estas cosas nos encuentran y depende de nosotros ir hacia ello o no. También fue un proceso de unos 8 años que comenzó por mí y se fue sumando paulatinamente mi familia. En el Sufismo y el Islam se dice que uno trabaja no solo para este mundo sino también para el después, eso se hace presente en tus acciones cotidianas y diarias.
Todo eso hace que tu emprendimiento se vea íntegro.
Seguro que sí porque nació desde ese lugar. Si no hubiera hecho este camino espiritual creo que hoy estaría aún trabajando en un laboratorio.

Contacto

Puntos de venta: Se presenta con sus productos en ferias organizadas por la Municipalidad de Comodoro Rivadavia y por la Agencia Comodoro Conocimiento.
Facebook: Nura Cosmética Natural.
Celular: 0297 418-3431.

Comentar
- Publicidad -