Laprida se quedó con el clásico ante Oeste

Clásico Laprida vs Oeste Juniors

Clásico Laprida vs Oeste Juniors: Aprovechando el feriado del día lunes, se disputó el clásico entre Laprida y Oeste Juniors. El encuentro completó la fecha número 12. Fue victoria del “Verde” por 4 a 2. En un entretenido partido, donde hubo muchas emociones, mucho colorido en la gente, una tarde con sol y viento. Pero donde sobre todo, hubieron muchos goles. Juan Martínez y Carlos Pereyra anotaron para Oeste. Mientras que Vladimir Cano, Juan Galván, Darío Moreta y Alex Tureo concretaron para Laprida.


El equipo de Valle “C” abrió rapidamente el marcador. En la primera oportunidad que tuvo, no la desaprovechó. Fue en una pelota parada, lanzada por Brian Quidmam desde la izquierda, encontró la cabeza de Martínez y la pelota se metió entre las piernas de Armoya. A partir de ahí, fue todo del local. Laprida inclinó la cancha y transformó a Ezequiel Quidmam en unas de las figuras de la tarde. Primero le sacó un mano a mano a Julio Contreras, después un remate a Tureo. Luego lo tuvo Moreta de cabeza y la pelota se fue rozando el poste.

Laprida se adueñaba de la pelota y de las situaciones de riesgo. Cada bola parada era un problema para la defensa de Oeste. Sebastián Valeriano cabeceó por el segundo palo y pasó cerca del ángulo superior izquierdo. Pasando el primer cuarto de hora se lesionó Fernando Saldaño, el capitán de Oeste, tuvo que ser reemplazado prematuramente.

Llego un tiro de esquina donde Moreta fue a buscarla al primer poste, la dejó pasar entre las piernas y con el taco remató al arco, el balón dio en la mano de Alvear y Guillermo Díaz cobró penal. El capitán Vladimir Cano cambió la pena máxima por gol y empató el juego.

Importante concurrencia de hinchas

El partido se vivía a pleno, dentro y fuera de la cancha, sobre todo en la hinchada de Laprida, que concurrió en un gran número de gente a la cancha de Roca. La gente de Oeste Juniors, como ya era sabido no podía concurrir a la cancha, porque el clásico iba sin público visitante.

Al equipo de Valle “C”, le quedaba lejos el arco del local en la primera etapa, Isaías Guzmán se volvía loco dando indicaciones desde el banco, el “Tachu” Saldaño cumplía la fecha de suspensión, por eso no estaba en el banco de suplentes.

Por otro lado, Edgardo Chazampi y sus colaboradores le reclamaban todo al juez de línea de esa banda. Así se vivía el clásico en el feriado del lunes por la tarde, con temperatura dentro y fuera de la cancha.

Te puede interesar
Gimnasia quiere más ante el invicto Comunicaciones

En el complemento le tocó el viento a favor a la visita, y el trámite del partido fue un poco más parejo. Armoya le sacó del ángulo un remate a Alvear. Después Quidman le ahogó el grito de gol nuevamente a Contreras en otro mano a mano increíble.
Laprida la movió rápido por la derecha, Moreta tocó adentro para Contreras, este no fue egoísta y le dio continuidad a la jugada habilitando a Galván que entró por el segundo palo y puso el 2 a 1. Oeste salió a buscar el empate y quedó mal parado, en otra contra letal para el equipo “Canario”. Tureo tocó en profundidad, Galván controló y cruzó un centro para que Moreta anote el 3 a 1.

Encuentro apasionante

Daba la sensación que el resultado tenía más que ver con el juego y que el local empezaba a definir la historia. Pero un centro al área fue dominado por Pereyra, que realizó una chilena, la pelota dio en la mano de un defensor de Laprida y Díaz cobró penal. El mismo Carlos Pereyra anotó desde los doce pasos y descontó, concretando el 3 a 2.

El cotejo volvió a tener incertidumbre con el resultado. Ambos equipos movieron el banco de suplentes y se jugaban las últimas cartas en el partido. Oeste Juniors fue con mucho amor propio a buscar el empate, pero volvió a quedar mal parado en el fondo. Las piernas frescas que llegaron desde el banco le dieron resultado al equipo de Edgardo Chazampi. Rivas comandó la contra, puso a correr a Silva, el “16” la cambió toda para Tureo, el delantero gambeteó a Quidaman y selló el marcador con un 4 a 2, resultado que le sentaba mucho mejor al encuentro, en relación al trámite del partido.

Fue final, el Club Social y Deportivo Laprida del Oeste se quedó con el clásico. Los jugadores se quedaron un largo rato festejando de cara al grueso de su gente que estaba al otro lado del alambrado. Los dirigidos por Edgardo Chazampi se alejan de la zona de promoción, restando dos fechas para que finalice el torneo final, buscan terminar el año de la mejor manera. Por el lado de Oeste Juniors, se fueron con la bronca lógica de no haber hecho un buen partido, pero sabiendo que no es mala la campaña en esta última parte del año.

Resúmen del clásico Laprida vs Oeste Juniors

Te puede interesar: Futsal: Jamemú y Halcones, clasificados

Comentar
- Publicidad -