Una tarde gris con nubes bajas y una neblina que prácticamente cubría todo

La visibilidad durante la jornada de ayer prácticamente se transformó en nula por algunos momentos mientras que, durante casi todo el día, la nubosidad ofreció un cuadro casi fantasmagórico de la ciudad y el sol, por más que intentó colarse entre la densa neblina, solo logró aparecer por contados minutos y refrescó la tarde.
La humedad logró una densidad pocas veces sostenida durante tantas horas, debido principalmente a un viento casi inexistente y con una brisa que apenas hacía cambiar de posición la neblina cerrada, a tal punto, por momentos, que desde el sector del Náutico, en la costanera, no se alcanzaba a divisar el puerto.

Si bien no hubo mayores inconvenientes, tanto desde Tránsito y su departamento de Educación Vial, como desde Defensa Civil, se enviaron comunicados convocando a mantener distancias entre vehículos y a transitar a baja velocidad, tanto en las calles de la ciudad como por los caminos alternativos que, sobre zona elevada, el conductor se encontraba con sectores donde la visibilidad se reducía a escasos metros de cada auto.

En cuanto al pronóstico y aún cuando no hubo precipitaciones durante la jornada de ayer, para hoy se anunciaba la posibilidad de chaparrones aunque con un ascenso de la temperatura.

 

Comentar
- Publicidad -