Sin Cristina ni De Vido, se reanuda el juicio por “obra pública”

Con la ausencia de la ex presidenta, Cristina Fernández de Kirchner, y el silencio de Julio De Vido, el ex subsecretario de Obras Públicas del Ministerio de Planificación Federal Abel Fatala será el único ex funcionario procesado en la causa denominada “Obra Pública” que declarará en la audiencia de hoy.

La audiencia marcará la reanudación del debate después de tres semanas de interrupción por razones de organización, que coincidieron con la realización de las elecciones presidenciales del 27 de octubre.

La audiencia de hoy tiene previsto a otro protagonista, el ex ministro de Planificación Julio De Vido. Pero ni siquiera será trasladado desde la cárcel de Ezeiza hasta los tribunales de Comodoro Py 2002.

Sus abogados anunciaron que no va a declarar y en virtud de ello habrá una videoconferencia entre el penal y la sala de debate para que el ex ministro informe oficialmente que, por ahora, no hará uso de su principal herramienta de defensa, la indagatoria.

Fatala, en cambio, sí aceptará declarar, aunque lo hará de manera muy breve y concisa y no responderá preguntas del tribunal, ni de las partes.

Lo suyo se limitará a una corta exposición en la que describirá algunas supuestas falencias puntuales en torno a la investigación que lo tiene hoy en juicio (el juez de primera instancia, Julián Ercolini, le había dictado la falta de mérito, pero la Cámara Federal revocó esa medida y lo involucró en la etapa de debate) y anunciará que después que declaren algunos de los testigos pedirá, entonces sí, ejercer su derecho de defensa.

Te puede interesar
Comienza hoy el juicio del denominado caso de “pornovenganza”

Respecto de De Vido, los abogados fueron convocados para las 9.15 porque la videoconferencia está prevista para temprano por la mañana. No hay otro trámite previsto para la audiencia, de manera tal que se insinúa una jornada corta.

Después de Fatala quedarán todavía cinco imputados por prestar declaración indagatoria. La última en esa lista es la vicepresidenta electa, Cristina Fernández de Kirchner, quien hoy tampoco asistirá a la audiencia pues está en Cuba –autorizada por el tribunal- visitando a su hija Florencia, quien está siendo sometida a un tratamiento médico en ese país caribeño.

También está pendiente la declaración del empresario Lázaro Báez, quien había pedido hacerlo hace un mes pero cambió de opinión y rechazó la posibilidad de declarar en tres oportunidades.

Comentar
- Publicidad -