Asaltan y atan en su casa a mujer de empresario, pero no se llevan nada

Trelew (Agencia) Al menos tres delincuentes se le introdujeron en el departamento a la mujer de un empresario y después de reducirla violentamente amenazándola con un cuchillo, la ataron con alambre para revisar las distintas dependencias del inmueble buscando dinero que no encontraron. El atraco ocurrió ayer a la mañana en la zona sur de Trelew, los ladrones al final no se llevaron nada y un patrullero de la sección Criminalística por llegar rápido al lugar chocó y casi volcó.

El atraco sucedió en el barrio Los Olmos, en una casa de dos plantas situada en las inmediaciones de las calles Belgrano y Brown. Fue después de las nueve de la mañana cuando la dueña del domicilio se encontraba sola. En esas circunstancias, sintió el timbre del portero, contestó y le dijeron que era el cartero. Cuando bajó a atender la puerta de acceso, se vio sorprendida por un desconocido que la tomó de la cabeza y la empujó hacia atrás para que otros dos individuos se metieran con él al domicilio.

La víctima en declaraciones a este diario contó que los delincuentes la trataron de manera violenta para reducirla, que la ataron de pies y manos con alambre y que buscaban plata.

“De entrada me preguntaron si estaba sola y dónde tenía la plata, les contesté que no tenía y revolvieron todo”, contó Carla al acceder a hablar con Crónica –brevemente– cuando salía de su domicilio a buscar a su hijo al colegio. Casi cuatro horas después de vivir una situación realmente dramática a manos de los asaltantes a los que –según aseguró– no pudo verles los rostros porque ellos no se lo permitían. Después de atarla le taparon la cara con una campera justamente para que no los observara.

Te puede interesar
Atrapan a dos malhechores en plena huida tras asaltar a joven en la calle

A la mujer le llamó la atención que el que se hizo pasar por el cartero sabía el apellido de ellos. Justamente por eso ella nunca sospechó cuando fue a atenderlo creyendo que le iba a entregar la correspondencia.

“Ni bien abrí la puerta un tipo me bajó la cabeza, me quise escapar, pero cuando quise salir por la puerta se metieron dos tipos más, me subieron al living de mi casa. Me tiraron al piso, me ataron las manos y las piernas con alambres; revisaron toda la casa, no encontraron nada y se fueron”, contó.

Después dijo que así atada debió bajar como pudo hacia el acceso, escalón por escalón, “y me puse a gritar pidiendo ayuda hasta que salió el vecino y me desató”.

El atraco ocurrió en un sector en donde hay cámaras de seguridad por doquier, en consecuencia se cree que la policía ya contaría con imágenes de los delincuentes y del coche en el que habrían escapado del lugar.

 

Comentar
- Publicidad -