Desde el Colegio Público de Abogados expresaron su malestar por la crítica situación económica de la provincia

Iván Visser, secretario del Colegio Público de Abogados de Comodoro, en diálogo con Crónica se refirió a cómo la crisis económica de la provincia está afectando la labor de los profesionales de las leyes. El problema es complejo y tiene varias aristas para analizar. Al estar paralizado el trabajo de la justicia en la provincia, las causas “se caen” y no avanzan, lo que no solo genera malestar en aquellos que necesitan respuestas por parte de este poder del estado, sino también en los abogados, que no pueden trabajar normalmente.
“Desde mediados de julio de este año, como consecuencia de las medidas de fuerza de los empleados estatales, algo que es de público conocimiento, los juzgados han implementado un sistema de guardias mínimas. Este sistema se encuentra regulado por el Superior Tribunal de Justicia desde hace ya muchos años. El Tribunal lo que hace es habilitar a los juzgados para que puedan interrumpir el normal funcionamiento y abocarse solo a las causas que requieran una urgente intervención”, explicó Visser.

A continuación, el abogado puntualizó en que “esto conlleva a que la gran mayoría de los procesos no continúen con su evolución natural. En algunos casos, se han suspendido términos, lo que significa que directamente, por resolución del Superior Tribunal de Justicia, se paraliza la actividad de la causa. En concreto, los jueces, al no disponer del personal, no tienen capacidad para resolver lo peticionado en las distintas causas que tienen en sus juzgados. Solo pueden resolver lo que se considere urgente”.

Comentar
- Publicidad -