Abigeato: mataron a balazos a una vaca a punto de parir

Unos cuatreros entraron a una estancia, mataron a tiros a una vaca a punto de parir y después la despostaron para llevársela del lugar en fragmentos, en un hecho que ocurrió en un establecimiento rural cercano a Trelew de un conocido productor de la ciudad en el que ya robaron varios animales.

Los ladrones actuaron con total impunidad y con la sola intención de hacer daño porque la carne de un preñado y ultimado a balazos no sirve para el consumo.

Se cree que fueron entre dos y cuatro los delincuentes que participaron de la faena, con el apoyo logístico de un vehículo, presumiblemente de una camioneta. Fue en la estancia La Laurita, a pocos kilómetros al sudeste de Trelew por la ruta provincial Nº1, el camino de ripio que une esta ciudad con la reserva faunística de Punta Tombo.

El caso perjudicó al productor Juan Virgili, de conocida trayectoria comercial en Trelew y se presume que fue durante la madrugada de este martes.

El establecimiento está situado a pocos kilómetros de donde confluyen la ruta Nº25 y la 3 en el puente intercambiador de tránsito del acceso sur de Trelew, pero en vez de ser jurisdicción de la policía de esta ciudad, es de la Comisaría de Rawson.

El cuidador del lugar, el suboficial retirado Luis González, dijo a Crónica que “al animal se lo han llevado a lo guanaco, como se dice en la jerga de los hombres de campo. Porque para sacar una vaca que anda en los 300 o 350 kilos la deben haber pasado del otro lado del alambrado en trozos”.

Señaló que para ellos es común que pase algo así, “el problema es que uno no los ve pese a que se anda todo el día, de mañana, tarde y noche”, refirió y acotó: “Quizás harán dos o tres días de inteligencia entonces saben a qué hora entrar y por dónde entrar”.

Te puede interesar
“Hoy se cumplen 12 años en impunidad”, dijo la madre del boxeador asesinado en Deseado

Afirmó después que en la estancia ya han sufrido varios robos de animales y reafirmó que quienes cometen “estos hechos son conocedores de la zona”. Consideró, finalmente, que la única manera de contrarrestar el abigeato es que “la policía ande más”.

Comentar
- Publicidad -