Abren un dojo de karate en Diadema Argentina

Fabián Calfú (I Dan) del estilo Kenyukai Uechi Ryu Argentina junto con Julio Schankula (cinto marrón), estarán recibiendo en el mes de octubre a sensei Rogelio Lera (VII Dan). Además ahora en septiembre, Julio Schankula abrirá su propio dojo en Diadema Argentina.

“El 3 de octubre tendremos en Comodoro Rivadavia la visita del sensei VII Dan Rogelio Lera, graduado hace muy poco en Okinawa. Llegará a tomar exámenes, intercambiar técnicas. Vendrá acompañado por los profesores Walter Montaner, que estuvo el año pasado, Paola Ferrer, y vendría una tercera persona más del estilo. Estarán una semana en el dojo nuestro, tomando exámenes, brindando sus conocimientos a nuestro grupo, será compartir también sus experiencias luego de estar en Japón. Eso significa que traen alguna novedad para nosotros, Paola Ferrer igual estuvo en Okinawa”, dice el profesor Fabián Calfú.

Schankula volvió al karate luego de varios años

Por su parte Julio Schankula es un estudiante avanzado de karate, y rendirá para primer dan cuando venga Rogelio Lera a Comodoro. “En mi caso, soy alumno de Fabián.

Arrancamos hace más de 30 años con Mario Molaroni, estuve más de 20 años sin practicar, pero esto tira. A través de las redes sociales nos encontramos, había quedado una amistad muy linda de cuando éramos pibes. Nos volvimos a encontrar, visité el dojo y me dije este es el karate que me gusta, y retomé el do (el camino). Ahora dentro de unos días estaremos abriendo un dojo en Diadema Argentina”.

Te puede interesar
Huracán-C.A.I., en el "César Muñoz"

“Estará supervisada por Shibata Dojo, yo seré el instructor pero estará supervisada por Fabián. Será una filial del dojo, estará abierto a diferentes edades, damas y varones. A las 17.30 en uno de los salones de Co.Vi.De.Ar (Cooperativa de Vivienda Diadema Argentina), salón llamado Patito, en el mes de septiembre”, asevera Julio Schankula.

Fabián Calfú cuenta que por sus instrucciones ha formado a 10 cinturones negros en Comodoro. “Hoy no tengo a nadie conmigo, aprenden y se van, después tampoco reconocen, pero yo sigo sembrando, formando alumnos. Julio estará a la cabeza de la Escuela, con su propio dojo”.

Estará abierto a todas las edades. “Por una cuestión de curiosidad yo creo que primero asistirán los chiquitos. Para mi es lindo reencontrarme nuevamente con el karate, es algo que nunca cerré, siempre me repetía que tenía que volver. Y ahora se dio”, cuenta Julio Schankula que comenzó su práctica a los 14 años.

El Shibata Dojo de Fabián Calfu está en su casa, por lo tanto también es familiar. “Tenemos ahora el aval de Okinawa, sensei Chozen Nakama. Estuvo hablando conmigo cuando sensei Rogelio Lera estuvo allá, está muy contento porque estamos siguiendo el legado que el dejó en Argentina. Pero existen muchos practicantes del estilo, muchos tomaron otro camino. En octubre estarán rindiendo 12 alumnos y yo también me incluyo, ya que pasaría a II Dan”, dice por último Fabián Calfú.

Comentar
- Publicidad -