Con un importante éxito se desarrolló el Tercer Congreso de Mujeres del Reino

Caleta Olivia (Agencia) Como cada año este evento está organizado por las iglesias evangélicas de esta ciudad y este año contó con el acompañamiento de la Municipalidad de Caleta Olivia.
La convocatoria fue muy importante y participaron mujeres de las localidades de Las Heras, Pico Truncado, Cañadón Seco, Fitz Roy, Los Antiguos, Lago Posadas y Caleta Olivia.
El objetivo del evento es cada año poder empoderar a la mujer a través de la palabra de Dios y de los talleres que en esta oportunidad brindaron, procedentes de Estados Unidos, las pastoras Nancy Hernández y Zulma Meléndez (disertantes de EEUU) ofrecieron durante toda la jornada.

En este contexto la pastora Evelina Vera (Casa de Bendición), coordinadora del Ministerio de Mujeres del Reino Internacional, detalló que “de esta manera queremos seguir ayudando a mujeres para que en este tiempo se levanten con valentía y encuentren su propósito de vida, entonces siempre tratamos de hacer este evento porque sabemos que ha sido de mucho beneficio tanto para las iglesias como para la mujer y la familia”.

Igualmente la pastora Nancy Hernández, expresó que “estamos con muchas expectativas de una manifestación profunda y profética de la Gloria de Dios con el Congreso de Mujeres del Reino, así que hoy aquí para impartir un taller acerca de la guerra espiritual, del movimiento profético, de lo que es el ministerio de empoderar a las mujeres y estamos seguras de que todo lo que vamos a decir y hacer será dirigido directamente desde el cielo desde el corazón de Dios para el pueblo”.

Te puede interesar
La Agrupación Olimpia celebró sus 29 años con una prueba atlética

De la misma manera la pastora Zulma Meléndez, manifestó que “estamos acá para empoderar a estas mujeres y decirles que ellas pueden, que sigan adelante, porque tienen un destino muy precioso, entonces a través de la palabra de Dios tratamos de motivarlas y creo que definitivamente tenemos mucho que aportar, entonces esto es lo que se llama dame tu brazo que yo te ayudo”, y añadió que “me han recibido muy bien junto a las hermanas y me ha encantado el deseo que tienen de aprender la palabra, así que nos llevamos una idea muy preciosa de los que son las mujeres de la Patagonia; hoy de aquí saldrán mujeres empoderadas para evangelizar al mundo entero”.

Comentar
- Publicidad -