Padre e hijo atrapados en delito “in fraganti” robándoles numerosos elementos a su vecino de “playa 99”

Hace poco más de 3 meses Ezequiel Eduardo Ojeda (22) fue imputado por una tentativa de homicidio en perjuicio de Víctor Sebastián Muller (27) a quien le aplicó una violenta puñalada que lo dejó al borde de la muerte. Por esa causa cumplió un mes de prisión preventiva. En la tarde de ayer Ezequiel Eduardo Ojeda volvió a ser noticia policial, y esta vez junto a su padre Eduardo Ernesto Ojeda (57); Los atraparon en delito “in fraganti” cuando se aprestaban a llevarse diversos elementos del domicilio de un vecino que los observó y raudamente alertó a fuerzas policiales de la Comisaría Tercera.

Atrapados con “las manos en la masa”

“Por favor vayan urgente, me llamó un vecino que están robando en mi casa” es lo que expresó a eso de las 14:45 de ayer el ciudadano Roque Ezequiel Silva (26), domiciliado en la zona de asentamientos de la playa 99, en barrio Stella Maris, detrás del Supermercados “La proveeduría”.

Y hacia el lugar partieron raudamente el sargento Mancini y el cabo 1ro. Pacheco en el móvil 888 y en el móvil 889 lo hicieron el cabo 1ro. Marcos Lastoria y el agente Burgos. Llegaron en contados minutos, los suficientes para encontrarse con los dos hombres que tenían diversos elementos preparados para llevarse: como 7 parlantes, una pava eléctrica, un horno microondas, dos frazadas, un calefactor eléctrico, una freidora eléctrica y diversas prendas de vestir, los que habían depositado en una vivienda abandonada sin puertas ni ventanas. Los detenidos serían identificados como Eduardo Ernesto Ojeda (57) y su hijo Ezequiel Eduardo Ojeda (22), este último, el mismo que 3 meses y 8 días atrás había protagonizado otro grave hecho policial cuando a eso de las 5 de la tarde del 1 de mayo le revisaba la mochila a Víctor Sebastián Muller que se iba del lugar en que convivían y del interior de dicha mochila extrajo un filoso cuchillo artesanal con mango blanco y le aplicó una profunda y violenta puñalada en la zona abdominal que dejó a la víctima en gravísimo estado y al borde mismo de la muerte. Al día siguiente Ezequiel Eduardo Ojeda quedó con un mes de prisión preventiva por el cargo de tentativa de homicidio.

Te puede interesar
Homicidio de Fozziano: “No tuve la intención de matar a nadie, me defendí”

Tal como ocurrió en aquel entonces, también en esta oportunidad se informó al Ministerio Público Fiscal de la detención de ambos hombres que en las próximas horas comparecerán en la audiencia de control de detención a llevarse a cabo en horas de la mañana en la oficina judicial del barrio Roca.

Comentar
- Publicidad -