Dos hermanas de 13 y 14 años en situación de calle fueron violadas por policías

Las menores eran buscadas en el Parque Lezama y eran abusadas dentro de dos dependencias policiales, ubicadas en Palermo y La Paternal.

Luego de tres años la Justicia confirmó las condenas de entre 7 y 16 años de prisión para seis policías federales y un penitenciario que durante 2009 y 2011 violaron en reiteradas oportunidades a dos hermanas de 13 y 14 años que vivían en situación de calle.

De acuerdo al informe de uno de los jueces, los efectivos se “aprovechaban de su vulnerabilidad” y sólo las trataban como “objetos para desahogar su apetito sexual”. El magistrado también aclaró que las menores se encontraban en situación de “desamparo”.

Las menores fueron violadas en el predio que el Cuerpo de la Policía Montada tiene en la calle Cavia 3302, en Palermo. Además, los abusos también se registraron en una pensión para policías de la calle Warnes al 2100, en La Paternal.

De acuerdo a la Justicia, los efectivos buscaban a las menores en el Parque Lezama, de La Boca, y las contactaban de forma telefónica, luego las llevaban a cualquiera de las dos dependencias, donde mayormente había agentes y aspirantes de la Policía Federal Argentina.

Dentro de las condenas, las más duras fueron para los agentes Sebastián Borfitz y Héctor Palavecino, quienes recibieron una pena de 16 años de prisión para cada uno. En tanto, el agente Gustavo Salinas le dictaron una condena de 14 años y a Mauricio Acevedo una de 12 y medio.

Te puede interesar
Una mujer debe indemnizar a su ex yerno por injuriarlo en las redes sociales

El juez de Casación Horacio Días, al momento de dar el veredicto, destacó que la sentencia fue unánime ante la “veracidad de los relatos prestados por ambas querellantes, a la falta de influencia de terceras personas, a la ausencia de signos de fabulación, a la presencia de sintomatología compatible con el abuso sexual”.

 

Comentar
- Publicidad -