Madre muerta e hijo maniatado: la causa sería robo a manos de “viuda negra” con cómplices

La autopsia practicada al cuerpo de Aurora Catalina Pessolani, la anciana encontrada sin vida en su habitación del domicilio de la calle El Chubut 1.993 entre Estados Unidos y Estados Árabes, mientras su hijo Billi de 59 años fuera encontrado maniatado a una silla y con signos de deshidratación, detectó que la muerte no se produjo por ninguna causa violenta.

La causa quedaría caratulada como “Robo” y eventualmente con algún agravante si los investigadores policiales identifican a los autores del hecho, de acuerdo a lo que dejaron trascender fuentes cercanas a la investigación del caso.

Una “viuda negra” y cómplices en la mira

Tal como se informara, el hecho fue descubierto pasadas las 15 horas del lunes cuando la empleada doméstica que suele ir desde ese día, descubrió anormalidades que llamaron su atención y tras saltar el cerco de la casa del barrio Roca, escuchó los balbuceos del hijo de la dueña de casa que estaba en el interior maniatado en una posición que lo mantuvo en ese lugar por lo menos, durante todo el fin de semana pasado, muy probablemente desde la noche del viernes.

Lo poco que habría podido manifestar el hombre antes de ser trasladado al Hospital Regional para recibir asistencia médica, es que la noche del viernes había invitado a la casa a una mujer que habría conocido por redes sociales y que una vez que esta ingresó, no recordaba nada más hasta que despertó maniatado a una silla y en ropa interior.

Te puede interesar
Voraz incendio de una casa seguido de explosiones de garrafas causaron gran preocupación

A simple vista, la visitante y otros cómplices le habrían dado algún somnífero o bien inyectado algo similar para dormirlo, para luego con el dueño de casa reducido y su progenitora anciana con problemas motrices encerrada en otra habitación, revisaron cada habitación de la casa y se apoderaron de elementos de valor, posiblemente una suma importante de dinero, y hasta el teléfono celular del hombre de 59 años que sería clave por su contenido y el contacto con su victimaria. Ahora todo es resorte de la División Policial de Investigaciones y de la Fiscalía que tienen la difícil tarea de dar con los culpables del hecho, y el testimonio del hombre de 59 años será relevante para que la causa arribe a buen puerto.

Cambio de fiscal

Tal como Crónica informó en su edición anterior, en el lugar del hecho se hicieron presentes el Jefe de fiscales Juan Carlos Caperochipi y la fiscal Verona Dagotto, de la sección homicidios, aunque todo pareciera indicar que habría un cambio en la Fiscalía. Desde el Ministerio Público Fiscal indicaron en un comunicado que luego de evaluar los elementos del caso se determinará cuál es el fiscal que deberá intervenir por especialidad en la investigación.

 

Comentar
- Publicidad -