Trump y Kim Jong-un se encontraron en zona desmilitarizada coreana

Trump es el primer presidente estadounidense que pisa territorio norcoreano en la historia.

El presidente estadounidense Donald Trump y el líder norcoreano Kim Joung-un tuvieron un encuentro histórico este domingo en la zona desmilitarizada (DMZ) que divide la península coreana.

El jefe de la Casa Blanca cruzó el límite que marca la separación entre las dos Coreas en el pueblo de Panmunjom, donde fue firmado el armisticio de 1953.

El encuentro está cargado de simbolismo histórico y destinado a reactivar el diálogo entre las dos Coreas.

Trump anunció que había invitado a Kim a que también visite Estados Unidos. “Esto se hará en algún momento”, afirmó en declaraciones a la prensa.

Es la primera vez que líderes de Estados Unidos y Corea del Norte se reúnen en esta frontera. Además, Trump se convirtió en el primer presidente estadounidense en la historia que pisa territorio norcoreano.

“Es un gran día para el mundo”, expresó Trump. “Estoy orgulloso de haber cruzado la línea” que separa las Coreas, aseguró.

Por su parte, Kim sobre Trump: “Creo que esta es una expresión de su disposición a eliminar todo el pasado desafortunado y abrir un nuevo futuro”.

Acompañado por Kim, el magnate estadounidense hizo varios pasos en territorio norcoreano antes que los dos posaran para los fotógrafos en la línea de demarcación.

Te puede interesar
Trump quiere comprar Groenlandia y los políticos daneses se burlaron

Luego, ambos dirigentes volvieron a cruzar la línea e ingresaron en territorio de Corea del Sur, donde formularon unas breves declaraciones a la prensa antes de encontrase con el presidente surcoreano Moon Jae-in.

Tres encuentros históricos en un año

Este es el tercer encuentro entre los dos líderes en un año. Se reunieron por primera vez en Singapur en junio de 2018 y luego en Hanói, Vietnam, en febrero de 2019.

Trump había propuesto la reunión sorpresivamente a través de Twitter este sábado cuando se encontraba en Osaka, Japón, para la cumbre del G20. Una visita a Corea del Sur y la DMZ ya estaba prevista para después de la cumbre.

Anuncio

El mandatario estadounidense anunció que ambos países comenzarán a celebrar reuniones de trabajo “en las próximas dos o tres semanas” sobre el proceso de desnuclearización.

“Lo que va a pasar es que en las próximas dos o tres semanas van a empezar a trabajar los equipos”, apuntó Trump tras concluir un encuentro a puerta cerrada de unos 50 minutos con Kim.

Las conversaciones bilaterales sobre desnuclearización estaban atascadas desde la fallida cumbre en Hanói, cuando los líderes no pudieron llegar a ningún acuerdo.

Comentar
- Publicidad -