El policía que mató al médico declaró que le disparó porque “temió” por su vida

Horacio Elías Godoy, quien fue separado, exonerado y está detenido, dijo que la víctima le apuntó con un arma. El ministro de Seguridad bonaerense Cristian Ritondo sostuvo que “no tendría que haber disparado”.

El policía que mató a un médico de un tiro en la cabeza en la localidad bonaerense de Burzaco, presuntamente al confundirlo con un ladrón, declaró este sábado que cuando llegó a la casa, el profesional le apuntó con un arma y que le disparó porque temió por su vida.

Se trata del oficial Horacio Elías Godoy, quien fue indagado por el fiscal de Lomas de Zamora Pablo Rossi acusado del homicidio del médico homeópata Ricardo Tassara, de 64 años, que permanecerá detenido.

Al respecto, el ministro de Seguridad bonaerense, Cristian Ritondo, aseguró que el agente “no tendría que haber disparado” y sostuvo que “la protección de la vida está por sobre todas las cosas”.

“Mas allá del nerviosismo por lo que pudo haber pasado, nosotros tenemos un protocolo que es muy claro. El policía no tendría que haber disparado, está separado, exonerado y está preso”, sostuvo el funcionario, que calificó el hecho como “lamentable” y dijo que lo ocurrido se pudo deber “tal vez a falta de conocimiento y miedo”.

El policía detenido sustentó su versión de los hechos en el temor sentido frente a un hombre que, según el testimonio dado a la Justicia, lo apuntaba una pistola.

Ricardo Raúl Tassara, un médico homeópata de 64 años, fue asesinado dentro de su propia vivienda cuando una patrulla policial llegó en respuesta a un llamado al 911 por una entradera. Poco antes, ese profesional había descubierto a dos ladrones en su casa, a los que puso en fuga con una de las varias pistolas que guardaba en su hogar, repartidas en varias habitaciones.

Te puede interesar
Hallaron quemados seis cachorritos recién nacidos en un basural

Al ser indagado, el oficial Horacio Elías Godoy, contó que luego de un llamado al 911, fueron convocados los agentes de patrullaje en la zona a concurrir al domicilio situado en Arenales 140 de Burzaco y que, al bajar del patrullero, vio que estaba la puerta de la casa abierta. Cuando él comenzó a acercarse, advirtió que un hombre le estaba apuntando con un arma y como “temió” por su vida, le efectuó un disparo.

El episodio ocurrió el jueves, alrededor de las 0.45 , en la vivienda, ubicada en la mencionada localidad del partido de Almirante Brown, en el sur del conurbano. De acuerdo con un difundido audio de Whatsapp, tras el asalto el médico le contó a su novia, Silvia, lo que había sucedido y le mandó una foto de su arma ensangrentada. “Sí, estaban adentro de casa. Lo agarré a uno, lo cagué a cañazos. Bueno, menos mal que vine rápido. Mirá cómo quedó el fierro”, le aseguró el hombre a la mujer, con quien había estado cenando poco antes. Tras esa comunicación, llegaron los efectivos de la seccional local y el médico terminó muerto.

Comentar
- Publicidad -