Video: una mujer sufrió violencia de género y compartió su relato

Paola Fasola compartió en su cuenta de Facebook una grabación donde relata “el calvario” que vivió con su ex novio, para que otras mujeres no caigan en una relación así.

A través de un video que publicó en su cuenta de Facebook, Paola Fasola relató el “calvario” que vivió con su ex novio al sufrir violencia de género. La mujer, que tiene tres hijas y vive en Mar del Plata, habló del vínculo tóxico que mantenía con su pareja y describió las escenas en las que terminaba golpeada.

“Mis hijas están hasta un poco enojadas. Veían todo antes que yo, que estaba en un enamoramiento y no me iba de ahí”, contó Paola. El “calvario”, como ella lo llama, duró dos años y medio.

Sobre los antecedentes que tenía Leandro Ahumada por violencia de género, Fasola cuenta: “Cuando ya estaba en la relación me enteré que había estado preso”. El hombre de 44 años había sido detenido en diciembre de 2015, cuando Lorena García, su pareja de ese momento, apareció con marcas y golpes en la Comisaría de la Mujer de la ciudad de la costa.

La relación

“Lo que me pasó a mí te puede pasar en cualquier momento”. “Después de mucho tiempo sola, lo conocí a Leandro. Era un chico encantador, carismático. Me sedujo rápidamente. Me gustaba estar con él. Todo era lindo, me contenía en un montón de aspectos. Yo me sentía amada, que era realmente lo que estaba buscando. Creo que es lo que buscamos todas las mujeres. De a poquito sobrevinieron los planes, viajamos. Fuimos a Brasil dos veces en poco tiempo. Más tarde llegó la convivencia. Vivimos en principio muy lindo momentos.”

Paola notó un alerta. “Estaba para todo, en todo. Eso me gustaba. Pero me parecía raro el control, con bastantes límites. Al principio no lo veía, llegó a costarme (ver eso). Después empezó a ahogarme”, confesó.

El control que su novio ejercía sobre ella

“Un ‘Me Gusta’ en Facebook. Un espiar el celular cuando uno duerme. WhatsApp Web, todos los sistemas habidos y por haber de espionaje cibernético. (…) Seguí adelante, pensando que eran celos por amor. Pero sinceramente, escapó a todo. Dejé de tener vida social, como la venía teniendo. Ir a gimnasia era un problema. Tuve que acortar diferentes actividades y seguir con las que quizás no tenían tanto contacto con personas. (…) Empezó el primer maltrato físico, que me llevó a pensar en la separación. No fue por nada en específico (aclara que de todos modos no hay justificación para la violencia). Simplemente había estado espiando redes.”

Te puede interesar
Exito de la primer capacitación de "Introducción a la función pública con perspectiva de género"

Después de eso, Paola decidió separarse, “de forma momentánea”. Él le pidió acercarse para hablar y terminó agarrándola del cuello. Luego, según denuncia, le puso la cabeza debajo de la almohada. Los insultos eran constantes. Cuando ella decidió cortar definitivamente, los insultos pasaron a una “difamación”.

El acoso de Ahumada

Fasola se despertaba con algún mensaje de Leandro en el celular. “Te estás metiendo con una energía complicada. Te vas a lamentar toda tu vida”, se escucha decir en un audio que reproduce en el video. Su ex también les escribía a sus contactos. “Decía que yo tenía una enfermedad, para que nadie se acueste conmigo. O decía que yo era una estafadora. O tengo mensajes de gente con las que salí hace 5 años diciendo que me van a bloquear porque sus novias fueron molestadas por esta persona”, detalla.

Paola le habla directamente a Leandro

“Sos papá, tenés tres hijos. Dos de ellas son mujeres. Qué pensás vos que les vas a poder decir a ellas o a contener si pasan por algunas de estas situaciones. Las que vos realmente les generás a muchas mujeres. Tenés una familia encantadora, que te ayudó, que te apoyó. Hoy qué dicen… Cuánta decepción. Tenés que parar. Que frenar. Entender que no está bien lo que estás haciendo. Vos podés cambiar para ayudarlas a que no les pase. (…) No viralizó los audios con tu hostigamiento porque tengo vergüenza ajena cuando te escucho.”

Paola Fasola aseguró que ahora no siente miedo. “Porque acercarse a mí sería jugarse la libertad”, asegura, por la perimetral que mantiene alejado a su ex. Pero como considera que la Justicia “es lenta”, grabó ese video para evitar, como dice “que el enamoramiento no deje a muchas mujeres ver que están con un violento”.

Comentar
- Publicidad -