“Fue un torneo desafiante en todo sentido”

Durante la jornada dominguera se dio lugar a un hecho histórico para la Asociación Austral de Hockey de nuestra ciudad ya que por primera vez dos elencos de Primera Damas fueron los que consiguieron el ascenso al Campeonato Regional de Clubes “A”. Tanto Chenque como Náutico Rada Tilly fueron los que lograron alcanzar la final para hacerse con las dos plazas que entregó la competencia, pero las chicas de El Trébol fueron las que se consagraron campeonas con el 3 a 1 obtenido en cancha de Patoruzú Rugby Club de Trelew.

Desde el jueves 24 y al domingo 26 y en las cancha de Bigornia Club de Rawson y de Patoruzú de Trelew se desarrolló el Campeonato Regional de Clubes “B”, donde Chenque fue el mejor elenco entre ocho clubes que se dieron cita. Un certamen que fue realmente esperado y significó la segunda experiencia para el equipo de El Trébol en Primera Damas.

“Chenque ya había participado en un torneo Regional, y en esta segunda participación algunas jugadoras estuvieron en aquella época. El regional era lo que imaginábamos desde el año pasado, pero desde el torneo de playa que todo se comenzó a hablar más entre las que formamos parte de Chenque, por la cercanía geográfica en la que se realizaba el torneo nos entusiasmó la idea de estar presentes para competir y desde enero que nos enfocamos en buscar los recursos para poder viajar” remarcó Agustina de Villafañe, quien fue la mejor jugadora del Campeonato Regional de Clubes “B”.

No fue una tarea para nada sencilla. Se debió entrenar y a la vez trabajar en conjunto para cumplir el objetivo de estar presente como representante de la Asociación Austral. “El torneo fue competitivo y desafiante en todo sentido. Una experiencia increíble, al cual viajamos más que nada por eso, para tener la experiencia, conocer y ver otros equipos. Fuimos de menor a mayor porque nos tocaron tres equipos muy fuertes en el grupo y dos de ellos que no conocíamos” recordó la joven de 26 años.

Chenque compartió la zona “B” junto a Calafate, Germinal de Rawson y Ferrocarril Oeste de General Pico, La Pampa. “Neuquén, Marabunta, son equipos competitivos, juegan en condiciones distintas a nosotras, no solo porque poseen canchas con césped desde hace más tiempo que los clubes de nuestra ciudad, sino que están acostumbradas a un ritmo totalmente distinto, como más preparadas. Nosotras jugamos los partidos de la liga local con dos tiempos de 35 minutos y ellos juegan cuatro tiempos de 15 minutos, como se juega en los torneos internacionales; y todo eso fue desafiante, tenían un sistema de juego muy sólido, son elencos muy fuertes de los cuales en este tipo de competencias se pueden rescatar varias factores, por eso es que fue una experiencia para crecer” indicó Agustina.

Una final soñada

El cuadro que comanda María Elena Ronconi se consagró como campeón de manera invicta, empatando con Ferro y Germinal y avanzando a las semifinales al superar a Calafate. La jornada sabatina, luego de vencer a Neuquén en penales australianos, significó uno de los momentos más especiales en la disciplina para Agustina de Villafañe, ya que ese mismo día cumplió años y el equipo le dio el mejor regalo: el ascenso al Regional “A” el cual se obtuvo al conseguir el pase a la final por el campeonato.

Te puede interesar
UOCRA, Jamemú, Marbar e Inter avanzan

“Para jugarles de igual a igual sabíamos que teníamos que hacer un partido perfecto, lo cual lo hicimos, pero ciertamente no fuimos pensando en que Neuquén era el rival a vencer porque era fuerte. Fuimos planificamos partido a partido, Germinal, Ferro, Calafate, Neuquén y después Náutico, todos fueron difíciles. La final fue un juego increíble que disfrutamos junto a las chicas de Náutico, porque ya sabíamos que por haber llegado a la final habíamos ascendido, fue un momento muy especial porque para todas ese era el objetivo y llegar a la final con otro equipo de tu misma Asociación es algo inexplicable, fue un momento muy bueno para todas. Fue un motivo de festejo para los dos planteles, el año que viene vamos a jugar un escalón más difícil” destacó sobre el partido que ganaron por 3 a 1 ante el cuadro de Rada Tilly.

En simultáneo tanto en Trelew como en Rawson se llevó a cabo el Campeonato Regional de Clubes “A” el cual jugará tanto Náutico Rada Tilly como Chenque el año que viene, acotando que eso se debe definir porque en este caso las plazas para las competencias de índole nacional no son para la el Club, sino para la Asociación que representan y en este caso Austral decidirá quienes serán los representantes.

“Pudimos ver el ritmo del “A”, como era el nivel, el sistema y mentalizarnos para lo que vamos a tener que enfrentar el año que viene. Sería muy lindo seguir avanzando escalones porque ahora vamos a poder pelear por una plaza para el Argentino de Clubes. Habrá equipos muy duros en el Regional “A”, pero queremos seguir conociendo equipos más fuertes para enfrentar”.

Cabe mencionar que en esta ocasión el Regional “B” tuvo tres elencos representando a la Asociación Austral: Calafate, Náutico y el cuadro de El Trébol, mientras que por el lado de los árbitros Estefanía González Mons y Matías Bahl fueron los que enarbolaron la bandera de la AAH. Chenque continúa destacándose desde el 2018. “Son camadas. Se renueva el equipo constantemente, con chicas que van y vienen y que ya estuvieron en otras ocasiones en el plantel, pero que por haber sido madres, el estudio -como el caso mío- o el trabajo, se alejan y retornan nuevamente. Son procesos y tiempo de trabajo. Está bastante repartido el tema de la edad en el equipo y eso es algo que hace que uno disfrute más el jugar y el poder compartir este tipo de competencia con chicas que vienen de las juveniles de 18 a 19 años y que se acoplan a las compañeras de hasta 30 y largo. Es medio mixto el tema y eso es lo lindo del deporte, compartir experiencias más allá de las dificultades” sentenció Agustina de Villafañe, la mejor jugadora del Regional, mientras que Ivana Faisca, también de Chenque, fue la mejor arquera.

 

Comentar
- Publicidad -