Un joven de 17 años fue brutalmente golpeado en un boliche del centro

Según el relato de la víctima y su novia, sin motivo aparente el joven de 17 años fue golpeado por entre cuatro y cinco trabajadores de seguridad de un boliche ubicado en calle San Martín y producto de la agresión se encuentra internado en observación en el Hospital Regional.

La noche del sábado Cristopher y su novia Natalia, ambos de 17 años, salieron a bailar al local “Nexo” ubicado sobre calle san Martín y, de acuerdo con sus dichos, personal de seguridad, sin razón alguna, atacó brutalmente al joven por lo que tuvo que ser trasladado al Hospital Regional por la paliza recibida, donde quedó internado en observación.

Los incidentes

“Estábamos bailando y un patovica me empujó, entonces él lo corrió y de repente sacaron a un chico que estaba al lado nuestro, entonces quisieron sacar a mi pareja; se ve que pensaron que estaba peleando pero no es así solo estábamos bailando. Yo les dije que nos íbamos por nuestra cuenta pero lo sacaron de entre mis brazos entonces él se defendió para salir pero lo agarraron entre cuatro o cinco patovicas y empezaron a pegarle” narró Natalia a Crónica y añadió que “lo agarraron de pies y brazos y empezaron a darle piñas, entonces le pegué a un patovica para que lo soltara, me tiraron al suelo y una mujer policía me dijo rajá de acá, entonces una amiga me llevó afuera”.

Asimismo, la joven explicó que “a los cincos minutos sacaron a mi novio semidesnudo y lleno de sangre, tuve que ayudarlo a levantarse porque estaba mal entonces cruzamos la calle porque los patovicas querían seguir pegándole y fuimos a la Comisaría Primera”. Una vez en la dependencia policial la joven indicó que no les permitieron hacer la denuncia y les dijeron que se quedaran tranquilos mientras arribaba la ambulancia, al no contar con una disponible directamente los llevaron en un móvil policial hacia el nosocomio. “Nos dejaron en la entrada y lo agarré y llevé como pude hasta la guardia” comentó la joven novia del damnificado.

Te puede interesar
Dos mujeres intentaron robar en un supermercado y fueron detenidas

El dolor más grande

Ivana Escudero, madre de Cristopher, mencionó que hace seis años llegaron a vivir a Comodoro siendo oriundos de Mendoza y lamentó que “el dolor más grande que tengo es que es la primera vez que sale y le pasa esto, todos dicen cosas pero le dije que sé el hijo que tengo. Él tiene una peluquería, es barbero y va a la escuela, estudia de noche”.

De la misma manera, afirmó que el día de hoy realizarán la denuncia correspondiente en el Ministerio Público Fiscal, dado que querían esperar a conocer los resultados del estado de su hijo en primera instancia antes de actuar; “mi hijo tiene un fuerte golpe en la cabeza y una mancha que quieren descartar que sea algo malo, por ahora no hay nada grave pero quieren determinar si hay líquido o algo producto de un hematoma, por eso mañana (por hoy) le harán otra tomografía” sostuvo la mujer, al tiempo que manifestó que tiene que esperar 24 horas para conocer la evolución del joven, por lo que se encuentra internado preventivamente y en reposo, en ayunas.

Finalmente, la madre del joven manifestó que su hijo le dijo: “Te juro que no hicimos nada, me agarraron entre cinco y como me defendí me tiraron gas pimienta en los ojos; la cara del que me pegó primero la tengo grabada” y apuntó que “incluso lo llevaron a una especie de piecita para pegarle y los policías tampoco hicieron nada”.

Comentar
- Publicidad -