Joven grave tras ser apuñalado en la “playa 99” del Stella Maris

Un joven de 19 años se encontraba siendo intervenido quirúrgicamente al cierre de esta edición después de haber ingresado pasadas las 17:30 de ayer a la guardia del Hospital Regional con una profunda herida de arma blanca en el estómago.

Según este medio pudo recabar en fuentes policiales de la Seccional Tercera, el hecho aconteció en la denominada zona de “playa 99” del barrio Stella Maris, a la altura de la avenida Hipólito Yrigoyen y calle Juan B. Justo.

“¡Vos de acá no te vas!” y le aplicó una puñalada con daga de la propia víctima

Al parecer, el hecho de sangre ocurrido en la tarde de ayer en la zona costera del barrio Stella Maris tuvo que ver con cuestiones banales. Sabuesos policiales de la Comisaría Tercera y la División Policial de Investigaciones procuraban establecer las cusas entrevistando a posibles testigos oculares de una previa discusión entre la víctima y quien fue su agresor.

Justamente, la víctima fue identificada como Víctor Muller, tendría unos 19 años y sería uno de los acostumbrados “trapitos” que suelen juntarse afuera de la estación de servicio de Yrigoyen y Juan B. Justo ofreciéndose a limpiar parabrisas por unos pocos pesos.

Se trata de personas que, en su mayoría, son foráneas y se han radicado en casas muy precarias de la costa de la playa. Víctor Muller mantenía diferencias con algunas personas del barrio y pensaba marcharse a buscar otro lugar donde vivir. Al parecer, ayer andaba con su novia, se marchaba cargando en una mochila algunas de sus pertenencias. En un momento dado y cuando se iba marchando, se le acercó otro de los residentes insinuándole que se llevaba cosas que no le pertenecían.

Víctor Muller se sacó la mochila y la abrió para mostrar sus pertenencias y que no se llevaba nada que no le perteneciera. Entre esas pertenencias suyas, había una filosa y ornamentada daga: su contrincante miró hacia el interior de la mochila, vio la daga, la agarró con sus manos y sin mediar palabras, le habría asestado una puñalada a Muller en el estómago.

La víctima quedó muy malherida ante los gritos de su novia que solicitaba ayuda urgente: llamaron a la policía y luego arribaría una ambulancia con una médica a bordo y un enfermero que descendió caminando por un sendero con la camilla. La víctima ingresó a la guardia del Hospital Regional y tras los primeros exámenes, se resolvió llevarlo al quirófano para ser sometido a una intervención quirúrgica, la que se realizaba a últimas horas de anoche, desconociéndose la gravedad de la lesión.

No había detenidos por el momento y se proseguían recabando datos entre testigos, que puedan aportar al esclarecimiento de los hechos.

Comentar
- Publicidad -