“El futbol argentino va por buen camino…, de tierra”

Ayer arribó a nuestra ciudad, el Director técnico Humberto Grondona, hijo del legendario y fallecido Julio Grondona, mítico presidente de la Asociación del Futbol Argentino. Crítico y contundente, Humberto, que jugó en nuestra ciudad en 1982 con la casaca de General Saavedra, dejó varias frases. “El futbol argentino va por buen camino, pero de tierra”; “el periodismo es corrupto en un 80 por ciento”; “quienes hablan mal de Messi, lo hacen para llamar la atención”; “así como yo no podría cantar en el Luna Park, Scaloni no puede ser entrenador de la Selección”.

Allá por 1982, General Saavedra representó a Comodoro Rivadavia en el Torneo Regional. En aquel equipo que dirigía Emilio Urban, jugaban entre otros, Angel Girardi, Jorge “Surubí” Benitez, Oscar Ingani, Luis Pizarro, Vladimiro Radevsky y llegaron refuerzos desde el futbol bonaerense, Brítez y Humberto Grondona.

“Fueron tres meses muy intensos que tuvimos que jugar en ese Regional, quedamos eliminados con Racing de Trelew que tenía un muy buen equipo con el Chueco Britapaja, el Hueso Glaría, el Plumero Gómez, muy buenos jugadores. Fue una experiencia muy linda, inolvidable para mí”, dijo el técnico que en el verano tuvo la particularidad de hacer temporada de teatro en Villa Carlos Paz.

La situación del futbol argentino

Excéntrico y tan polémico como frontal, Humberto Grondona considera que este momento del futbol argentino es una consecuencia de muchas razones, entre ellas, “que no hay un proyecto marcado, que no hay sustento en las decisiones y entonces nos encontramos con una Copa de Súperliga que la organiza un club y que respalda la AFA como si nada. Son cosas muy llamativas para un futbol que está considerado en la élite del mundo. La Súperliga ya vivió dos experiencias en España y fracasó, no sé por qué se insiste con todo esto”.

Su visita a la ciudad corresponde a la amistad que sostiene con Mario Lastra, dirigente deportivo de la ciudad. “Con Mario nos comunicamos y me invitó a dar charlas en algunos clubes. Estaré por supuesto en el Club Saavedra que es la camiseta que yo me puse en aquellos tiempos. Recuerdo un gol en contra de Brítez, que pateó con fuerza hacia adelante, la pelota se elevó con el viento, volvió a nuestro arco y se metió. Fue en Caleta Olivia, inolvidable”.

Sobre el periodismo, Grondona dijo, “hay mucha corrupción, te diría que el 80 por ciento de los periodistas dirigen la opinión de acuerdo a lo que les pagan en forma externa. Y no me refiero sólo al deportivo, donde realmente abundan en cantidad importante, sino en todos los sentidos. Hay mucho descreimiento en la gente, porque es muy notorio esto de que muchos son “adornados” para opinar tal o cual cosa”.

En cuanto a Messi, Grondona cree que es indiscutible, “pero hay periodistas que saben que hablar mal de él les dá un rédito de audiencia que de otra manera no podrían captar. Hablar bien de la gente no vende y por eso hay muchos que encuentran una manera de hacerse notar hablando mal de Messi”.

En cuanto a la Selección Nacional, primero se refirió a las juveniles, “hay un nuevo aire que podría otorgar un nuevo panorama entre los más chicos, pero habrá que ver si lo sostienen en el tiempo”.

“No existe proyecto alguno”

De Lionel Scaloni, el técnico de la Selección Mayor, dijo “que es increíble que ocupe un lugar que muchos otros técnicos merecen. No es fácil ser DT de la Selección, para llegar hay que tener un recorrido largo y luego rubricarlo con resultados. Así como yo no podría cantar en el Luna Park o hacer Teatro en las salas más grandes del país, Scaloni no puede ser técnico de la Selección. Encima le dicen que si gana, sigue, si pierde, lo bajan. Eso dá la pauta que no existe proyecto alguno”.

Sobre su ocupación, Humberto Grondona, dijo que espera ser llamado para dirigir, “no en juveniles, que lo hice y es muy complicado en estos tiempos por todo lo que rodea al ambiente de los chicos. Las presiones de los padres, entrenadores de clubes, representantes, etc. Espero dirigir en equipos mayores, pero está complicado porque existe un monopolio en el que hay que transar con un representante de unos 20 técnicos que son títeres de esta persona. Ubica sus técnicos para hacer jugar a sus futbolistas representados. Es una burla al sistema y a los clubes. Pero lo dejan hacer y estará instalado hasta que eso se termine”.

Finalmente, dejó una frase, “con la actual conducción, el futbol argentino va por un buen camino, pero de tierra. Todavía le falta entrar al asfalto y a la autopista. Tiene que haber un mayor concepto de proyecto para salir adelante”.

 

Comentar
- Publicidad -