Abogado sancionado tras denuncia de los padres de Federico Ovando, fallecido tras ser atropellado por funcionaria judicial

El viernes 26 de abril Ignacio Ovando Santul cumplirá 11 años pero ni para él ni para sus padres César Ovando y María Ester Santul habrá mucho por festejar; la alegría no será completa; faltará Federico, el hermanito gemelo fallecido la tarde noche del 21 de febrero de 2015 tras ser embestido violentamente por un vehículo que conducía la abogada Patricia Aranda Osuna cuando transitaba descendiendo la avenida Alsina y pasando la calle Bouchardo produjo el trágico accidente. 

La causa debió investigarla la fiscal Camila Banfi que terminó archivándola y también tuvo responsabilidad el abogado del fuero local Hernán Javier Onofri que representaba a la familia de la víctima que, según denunciaron oportunamente, hicieron todo lo posible para que la causa prescribiera ya sea por neglicencia o impericias.

Denuncias contra el abogado y la fiscal

Un año y medio después de haber radicado la denuncia en el Colegio de abogados de Comodoro Rivadavia contra el letrado Hernán Onofri, los padres de Ignacio y Federico se acercaron una vez más a esta redacción para agradecer al Colegio de abogados que ya había sancionado con anterioridad, pero que dicha sanción “recién comenzó este lunes 15 de abril y el abogado que nos perjudicó no podrá ejercer por los próximos 6 meses.

Ahora esperamos una respuesta del Consejo de la Magistratura donde oportunamente y después de muchas idas y vueltas nos aceptaron la denuncia contra la fiscal Camila Banfi y en estos días estuvieron evaluando su desempeño, no solo por el caso de Federico, sino también por el de la corrupción en la Delegación local del IPV y otras causas más al cumplirse 3 años de su designación, cuando pasó lo de Federico, ella estaba empezando y en evaluación, creemos que a partir de nuestro caso empezó a tomar muy en serio su función ya que se la ha visto cumplir protagonismo importante en resonantes casos sucedidos en la ciudad” señalaron a modo de confidencia, agregando que el Consejo de la Magistratura que estuvo reunido la semana pasada en Gaiman, resolvería en el mes de mayo en la ciudad de Esquel.

La causa de Federico fue desarchivada con nuevo fiscal que investiga y una nueva jueza

“Hay pruebas de lo que planteamos, la verdad habla a través del tiempo. Soy madre y duele mucho la ausencia de mi niño, siempre estaré incompleta. Las Organizaciones que fueron creadas para garantizar nuestros Derechos no cumplen con su función, dentro de su estructura tienen cómplices, una homicida, porque el silencio y la obsecuencia los hace cómplices” supo expresar María Ester Santul en el final de una extensa nota con este medio publicada el 4 de noviembre de 2.018 donde daba cuentas de las denuncias pendientes y esperaba con ansias la reapertura de la causa por homicidio culposo archivada por los anteriores actores judiciales.

Te puede interesar
Lo detuvieron por un intento de robo y tenía pedido de captura

Poco más de un mes después, el 17 de diciembre de 2018 “lo habíamos hablado con el dr. (Martín) Montenovo y nos dijeron que había elementos probatorios suficientes para reabrirla y así fue, designaron a la jueza Mariel Suárez y al fiscal Adrián Cabral y si bien no tenemos fechas, estamos esperanzados en que algún día se hará justicia, sabemos que van a realizar una reconstrucción del hecho, entre otras cosas, estamos muy conformes” declara César Ovando, el hombre que aquella tarde noche del 21 de febrero de 2015 había ido a jugar fútbol de salón a un Gimnasio de Alsina al 100 y lo había acompañado Federico, quien en un descuido salió al exterior y sobrevino la tragedia.

“Me da mucha pena que asesoren mal a estos papás, solo leyendo el acta policial pueden constatar quién estuvo en ese turno y no fui yo” señaló la fiscal Camila Banfi

La fiscal del fuero penal de esta ciudad Camila Banfi fue consultada por este medio respecto a la denuncia de los padres del niño Federico Ovando Santulo, específicamente de la pérdida de un video que se encontraba bajo su custodia.

“Me da mucha pena que no asesoren a estos papás como debieran, la Fiscalía ya lo aclaró perfectamente en el Consejo de la Magistratura, hablan de la pérdida de un video que registra imágenes del accidente y me acusan de eso, pero ya aclaré que no fui yo quien perdió el video, fue la policía en otra fiscalía y yo inicié un sumario a la policía por esta pérdida”.

Agregando que consta en las actuaciones judiciales que en las imágenes de dichos videos y según señalan testigos “no se veía el momento del accidente y eso está probado en el expediente del dictamen oficial”.

Respecto a las pruebas presentadas por los padres, “tardaron dos años después del archivo en traer un informe de Neuquén cuando podían haberlo presentado en la apertura de la causa, el perito fue muy profesional, es muy doloroso por el momento que estos papás pasaron, pero no pueden denunciar sin leer el expediente, porque solo leyendo el acta policial pueden corroborar quién estuvo en ese turno y no fui yo”.

Respecto a su intervención y dichos de testigos, señaló finalmente que “los testigos han sido categóricos en decir que los chiquitos estaban solitos jugando en la vía pública sin el cuidado de ningún adulto, jugaban a esconderse, la mujer no los pudo ver, pero ya no me interesa polemizar con estas personas, ya cuentan con otro fiscal y pueden seguir su caso al juicio”.

 

Comentar
- Publicidad -