Los multimillonarios que prometieron aportar dinero para la restauración de Notre Dame

El fuego, que se desató a eso de las 18:30 hora local y solo pudo ser extinguido completamente unas 15 horas más tarde, destruyó buena parte del techo de madera de la iglesia, además de provocar el colapso de parte de la bóveda y de la torre en forma de aguja.

“Esta catedral la vamos a reconstruir, todos juntos”, prometió el mismo lunes por la noche el presidente francés Emmanuel Macron, cuando la iglesia de Notre Dame, en París, todavía era pasto de las llamas.

“A partir de mañana, lanzaremos una colecta nacional y mucho más allá de nuestras fronteras”, explicó después, al detallar los esfuerzos para regresar a su antigua gloria al emblemático edificio, afectado por un devastador incendio.

El fuego, que se desató a las 18:30 hora local y solo pudo ser extinguido completamente unas 15 horas más tarde, destruyó buena parte del techo de madera de la iglesia, además de provocar el colapso de parte de la bóveda y de la torre en forma de aguja que se alzaba en su centro.

Las promesas de donaciones para la restauración de Nuestra Señora de París no se hicieron esperar, con dos de los apellidos más emblemáticos del mundo de la moda -tan vinculada a la capital francesa- prometiendo €300 millones (unos US$339 millones) en cuestión de horas.

Te puede interesar
Tiene 18 años y los pulmones de un hombre de 70 por el cigarrillo electrónico

Primero fue la familia Pinault -dueña del grupo Kering, al que pertenecen las prestigiosas marcas Yves Saint Laurent y Gucci- quien el lunes por la noche prometió €100 millones (US$113 millones) para la causa, según informó la agencia AFP.

Luego fue la familia Arnault -los dueños de LVMH, el holding de marcas de lujo entre las que se cuentan Louis Vuitton y Sephora- la que este martes se comprometió a apoyar con €200 millones (US$226 millones), reportó Reuters.

La petrolera francesa Total ya prometió una contribución de €100 millones (US$113 millones).

Y según la Agencia Francesa de Prensa, AFP, entre los donantes de alto perfil franceses se destacan el inversionista Marc Ladreit y los magnates de la construcción Martin y Olivier Bouygues, con contribuciones de €10 millones.

La Fundación para la Herencia Francesa, por su parte, dice ya haber recibido promesas de donantes anónimos por el orden de 1,6 millones de euros y una colecta en línea organizada por un “parisino anónimo” a través de la plataforma Leetchi ya sumaba 20.000 euros al mediodía de este martes.

Y la voluntad de colaboración se extiende más allá de las fronteras, con la ciudad húngara de Szeged prometiendo 10.000 euros para la reconstrucción, en homenaje al apoyo que le prestóParís luego de una inundación en 1879.

 

Comentar
- Publicidad -