Padres de la Escuela Nº 407 preocupados por la falta de clases

La institución de Rada Tilly, que contiene a niños de 3, 4 y 5 años, tuvo solo tres días de clases en lo que va del ciclo, y los padres pidieron una solución al conflicto.

Un grupo de padres de la Escuela de Nivel Inicial Nº 407, de Rada Tilly, plantearon su preocupación por la falta de clases debido al paro de auxiliares. Enviaron notas a Supervisión de Escuelas y se reunieron ayer con la directora del establecimiento y la supervisora.

En la carta expresan que “los niños tienen derecho a una educación y quien la debe garantizar es el gobierno”, solicitando que se “disponga de los medios necesarios para resolver el conflicto de clases en el establecimiento” y señalan que el derecho a huelga no puede prevalecer sobre el derecho a la educación de los niños.

Una de las madres de la institución comentó que desde que se inició el ciclo lectivo los alumnos solo asistieron tres días, y desde hace nueve que no hay actividades por la medida de fuerza a la que adhieren los cuatro auxiliares que se desempeñan en la institución. “Tuvieron las clases de adaptación que fueron tres días de la semana, mañana –por hoy– van a ser nueve días sin clases. Son cuatro auxiliares, los pasaron a planta en febrero y reclaman la liquidación de haberes” explicó.

Te puede interesar
Linares entregará aportes a 170 instituciones deportivas

La escuela tiene salas para niños de 3, 4 y 5 años, y está paralizada en su totalidad, si bien los docentes cumplen su horario de trabajo, por la falta de limpieza no pueden dar clases. “Es la única institución de Rada Tilly en esa situación, los padres planteamos la necesidad de limpiar el jardín o de hacer algún convenio a través de Cooperadora para contratar algún servicio de limpieza, respetando el derecho a huelga, pero tratando de que se respete también el derecho a la educación” señalan los padres. De todos modos, la respuesta a esta propuesta fue negativa, ya que no está permitido que otras personas realicen el trabajo dentro de la institución educativa. Finalmente, la mamá expresó: “estamos pendientes de la resolución del conflicto y disgustados, porque es una interna política que tiene a los nenes de rehenes”.

 

Comentar
- Publicidad -