Los dichos de Lissa Vera en su declaración por la muerte de Natacha Jaitt

La cantante se presentó este miércoles ante la Fiscalía de Benavídez y recién hoy trascendió lo que relató sobre el caso.

La muerte de Natacha Jaitt continúa envuelta en una atmósfera misteriosa: hay un detenido pero por falso testimonio y aún no se sabe qué causó la falla multiorgánica que terminó con su vida.

En este contexto, Lissa Vera, amiga de la conductora, se presentó ante la Fiscalía de Benavídez para declarar en el caso. La relevancia de su testimonio se da por el papel que jugó en el vínculo entre Jaitt y Gustavo Rigoni, dueño del salón donde se la encontró muerta.

“A principios de año me dijo que estaba tratando de salir de las drogas, que caminaba por las paredes”, apuntó la cantante ante los fiscales Sebastián Fitipaldi y Diego Callegari. Sin embargo, aclaró que nunca se drogó delante suyo “por respeto”, según cree ella.

La última vez que la vio

Fue el martes 19 de febrero en la casa del dueño del bar Tía Ñata, de Benavídez, donde días antes (14/02) habían celebrado juntas San Valentín, acompañadas por el único detenido en la causa, Raúl Velaztiqui Duarte.

“El 19 de febrero Natacha estaba bien, estaba acelerada pero era así”, manifestó la integrante de Bandana según fuentes judiciales.

En esa misma reunión surgió el nombre de Xanadú -el boliche de Rigoni- como una de las opciones para realizar una fiesta para “gente de Nordelta”, destinada a “solteros, divorciados y separados”. El dueño de Tía Ñata les facilitó el contacto, aunque Vera no asistió al encuentro final porque no sabía que se concretaría ese día, además de que estuvo ensayando toda la jornada con su banda.

Te puede interesar
Falleció una mujer en un accidente cerca de Camarones

La última vez que habló con ella

El jueves 21, Lisa contactó a Natacha por teléfono ya que la modelo se había encontrado en Tribunales con los hombres a quienes denunció por violación y “quería saber cómo estaba”.

Más tarde, ese mismo día, le envió un audio por WhatsApp preguntándole cómo se iba a vestir para un evento que pensó que era ese día pero en realidad no. Natacha nunca respondió.

Finalmente, apuntó que Jaitt solía tener “ataques de pánico” y que el viernes 22 Lissa se comunicó con su abogado Alejandro Cipolla, quien le dijo que estaban “agotados” por todo lo que había sucedido el día anterior en Tribunales.

Comentar
Este espacio de discusión que brinda Crónica, debe ser usado para que divulgues tus inquietudes, reclamos y opiniones de manera honesta y constructiva para un buen uso de este portal.
No será admitido ningún tipo de expresión que vaya en detrimento de raza, nacionalidad, condición social o sexo porque no es el contexto de discusión de este espacio.
Los comentarios que divulguen insultos, injurias, calumnias o denuncias no documentadas tampoco serán admitidas en forma anónima y en lo posible tampoco de forma registrada. Cualquier tipo de expresión que contenga los temas anteriormente mencionados serán moderados siempre y cuando parte de ello sea constructivo a la dicusión, omitiéndose o tachándose de acuerdo a lo convenido anteriormente. Si vas a exponer tus ideas, te invitamos a que lo hagas libremente dentro de un marco responsable. Para ello, acepta estos términos y condiciones.
- Publicidad -