Murió Hugo Almirón, el músico que cuidaba autos en el centro de la ciudad

El ex baterista de “Revólver”, que cuidaba autos en el estacionamiento ubicado al lado del restaurante “Cayo Coco”, fue encontrado muerto esta mañana.

Por el momento, el hecho es materia de investigación, pero se presume que habría sufrido muerte natural. Testigos relataron que lo vieron ingresando un auto en el estacionamiento y luego no volvieron a verlo. El hombre fue encontrado sin vida este martes por la mañana.

Hugo Almirón vivía en un rincón del estacionamiento y subsistía con las propinas que la gente le daba por ingresar los autos en el estacionamiento. Durante su juventud fue baterista de una banda local llamada “Revólver” y de otra oriunda de Buenos Aires, llamada “Alfa”.

Un incendio en su ranchito y parte de su vida

Meses atrás, delincuentes habían incendiado el rancho en el cual vivía Hugo en el estacionamiento. En ese momento, Crónica se acercó a conversar con él y el cuidacoches contó parte de su historia. Desde hacía dos años, trabajaba en la playa de estacionamiento y se ganaba unos pesos cuidando vehículos todos los días. Solía vivir en una pensión, pero le costaba pagar los 700 pesos diarios así que había optado por armar un ranchito de cartón en el lugar donde trabajaba. Su intención era juntar dinero para poder pagarse un alquiler. “La plata en el bolsillo jamás, porque me robaron diez mil veces, estando dormido me sacaban la plata” contó el hombre en la entrevista con este diario.

Te puede interesar
Un joven de 19 años le prendió fuego el auto a una amiga de la ex novia: está prófugo

“Me despierto a las 5 de la mañana y había unas llamaradas, como ven ahí que está todo quemado, y mis pies entre medio de las llamas. Se me quemó la plata, las zapatillas, las medias, todo, y me quedó un desastre acá” señaló sobre el incendio en ese momento Hugo.

Hugo nunca perdía las esperanzas, siempre tenía una sonrisa en su rostro, y sobre todo, era un hombre muy humilde: “hay gente que es generosa, que se fija, yo agradezco a todo el mundo, lo que menos quiero es molestar, no quiero que vengan a hacerme caridad porque me manejo con mi trabajo”.

Comentar
- Publicidad -