Vecinos de KM 3 denuncian falta de cestos de basura y plaga de roedores y canes

En la calle Gregorio Mayo entre Fray Luis Beltrán y Petrolero San Lorenzo, de Km. 3, denuncian que ante la falta de cestos de basura y habiendo solamente dos cestos pequeños pertenecientes a vecinos, las bolsas residuales se amontonan en la vereda y la presencia de canes sueltos que destrozan las bolsas pone a la intemperie todo tipo de material desechable.

“Encontramos toallitas, pañales, residuos patológicos, lo que se puedan imaginar; los perros rompen las bolsas y desparraman por todos lados” dijo una vecina.

Contó que en el lugar “había dos tachos de basura del municipio del lado de SUPE y se los llevaron, pero de pronto se empezaron a cruzar ratas y otros bichos que trae la época de verano. Necesitamos urgente que haya una limpieza general en algunos patios de predios abandonados y que alguien se haga cargo de los perros. Hay una perrita que anda suelta y que vinieron a buscarla de ALMA y la operaron para que no tenga crías, pero luego la dejaron nuevamente en la cuadra”, fueron solo algunas de las inquietudes que plantearon los vecinos en diálogo con este diario.

Limpiar patios, poner canastos de basura y que alguna entidad se haga cargo de los canes sueltos

En la misma cuadra de la calle Gregorio Mayo entre avenida Fray Luis Beltrán y avenida Petrolero San Lorenzo, se encuentran de un lado el edificio del edificio SUPE y enfrente una de las sucursales de un supermercado, el Destacamento 3 de Bomberos Voluntarios y hasta un centro médico. En la esquina de Beltrán y Gregorio Mayo un edificio que antiguamente perteneció a la Fuerza Aérea y luego quedó para Gendarmería Nacional, aunque la mitad y parte trasera de dicho edificio está desocupado y deshabitado.

Te puede interesar
Soloaga: "Cañadón Seco seguirá apostando al crecimiento de los pibes que estudian"

“Hablamos con gente de Gendarmería para que hagan una limpieza general en el patio de ese edificio, pero hasta ahora sigue igual, había dos canastos de basura en el predio de SUPE y se los llevaron, entonces las bolsas de residuos quedan en el suelo y las abren los perros sueltos, una tarde el sereno y encargado del supermercado salía con el policía y quedaron asombrados al ver que desde enfrente se cruzaban varias ratas…” señalaban algunos vecinos, y la versión era confirmada por el trabajador del comercio, aunque se encargó de aclarar y mostrar ante este diario los elementos tecnológicos que cuenta el local para impedir la entrada de los roedores que, no obstante, se introducen en patios vecinos.

“En estos días de calor asoman otros bichos igualmente peligrosos como arañas y alacranes; lo que pedimos es que se limpien los patios y pongan cestos de basura altos donde no puedan llegar los canes, y que alguna institución se haga cargo de los perros o los lleven a otro lugar más seguro para ellos” dijeron, entre otras cosas, los vecinos de esa cuadra de calle Gregorio Mayo.

 

Comentar
- Publicidad -