Tragedia en pleno centro durante una de las compras navideñas

En el marco de la vorágine de las últimas horas, cuando miles de personas recorrieron comercios en búsqueda de los regalos navideños, una situación muy especial se vivió en una de las céntricas zapaterías de la ciudad donde, en medio de consultas, cobros y pagos por los artículos vendidos, un joven se descompensó mientras esperaba ser atendido.La situación generó un verdadero caos con curiosos intentando saber qué ocurría, los empleados haciendo esfuerzos por tranquilizar a la gente en el local y una circunstancial clienta de La Madrileña que se esforzó por casi media hora tratando de reanimar al joven desvanecido, hasta que finalmente llegó la ambulancia y refuerzos policiales para resguardar el orden, en medio de un tránsito caótico.

Si bien el apoyo sanitario llegó cuando Pablo Adrián Medina aún se encontraba con vida, sus signos vítales eran mínimos y tras los intentos por reanimarlo en el mismo local, utilizando equipos móviles, finalmente lo subieron a la ambulancia y con patrullas policiales abriendo paso, se dirigieron rápidamente al Hospital Regional.

Lamentablemente, y en la misma guardia del nosocomio, los esfuerzos médicos fueron en vano y el joven afectado no reaccionó pese a los intentos médicos y terminó falleciendo a los pocos minutos de su ingreso al hospital.

De esa manera, lo que comenzó como una descompensación que podría haberse provocado por alguna afección personal del hombre -quien residía en barrio Laprida-, o por efectos de la calurosa tarde y en medio de la locura de estos días en cuanto a las caminatas y compras de último momento, terminó en una trágica noticia.

Comentar
- Publicidad -